Aspectos generales

El Instrumento de Asistencia Urgente ayuda a los Estados miembros en sus esfuerzos por hacer frente a la pandemia de coronavirus y responde a las necesidades que pueden abordarse mejor de manera estratégica y coordinada a nivel europeo.

El Instrumento de Asistencia Urgente se basa en el principio de solidaridad y aúna esfuerzos y recursos para responder rápidamente a necesidades estratégicas comunes. Contribuye a mitigar las consecuencias inmediatas de la pandemia y a anticipar las necesidades relacionadas con la recuperación.

En esta página se publicará la información más reciente sobre las medidas financiadas por el Instrumento de Asistencia Urgente y su aplicación.

Vacunas

Una parte significativa del presupuesto disponible en el marco del Instrumento de Asistencia Urgente se utiliza para garantizar que haya unas vacunas seguras y eficaces contra la COVID-19 en la UE, mediante acuerdos de adquisición anticipada con los productores. Esta cuestión forma parte de la Estrategia de Vacunas de la UE de la Comisión Europea.

Tratamientos

Veklury

El Instrumento de Asistencia Urgente de la Comisión Europea ha financiado dos contratos con la empresa farmacéutica Gilead para el abastecimiento con dosis de tratamiento de Veklury, el nombre comercial del fármaco terapéutico remdesivir, por un total de 70 millones de euros. Veklury fue el primer medicamento autorizado a nivel de la UE para el tratamiento de la COVID-19. Gracias a la contribución del Instrumento de Asistencia Urgente, pudo tratarse a aproximadamente 37 000 pacientes con síntomas graves de COVID-19. Los 200 000 viales de Veklury se pusieron a disposición de los Estados miembros y del Reino Unido en varias entregas entre agosto y octubre de 2020.

Equipos de plasmaféresis

El 11 de enero de 2021, la Comisión anunció los 24 proyectos seleccionados que permitirán crear nuevos programas, o ampliar los existentes, para la extracción de plasma de donantes recuperados de la COVID-19 y preparar una recogida rápida en caso de futuros picos u olas de la pandemia. Los proyectos, que se pondrán en marcha en 14 Estados miembros y en el Reino Unido, son de carácter nacional o regional y, en la mayoría de los casos, permitirán distribuir fondos a un gran número de centros locales de extracción de sangre o de plasma (en total, más de 150).

Ensayos clínicos para medicamentos readaptados

El 13 de noviembre de 2020, la Comisión concedió una ayuda de 1 millón de euros, financiada con cargo al Instrumento de Asistencia Urgente, para contribuir a la realización de un ensayo clínico sobre las nuevas indicaciones terapéuticas del raloxifeno. Este es un medicamento que estaba inicialmente indicado para prevenir y tratar la osteoporosis y que, mediante la plataforma de supercomputación Exscalate4CoV de Horizonte 2020, se consideró una molécula prometedora con vistas a tratar a los pacientes de COVID-19. La finalidad del ensayo clínico, que tenía previsto involucrar a 450 participantes, era evaluar la eficacia y seguridad del raloxifeno y su capacidad para prevenir la replicación del virus de la COVID-19 en células y reducir la duración media de propagación del virus en los pacientes de COVID-19 que no presentasen aún síntomas graves.

Realización de pruebas de diagnóstico

Pruebas rápidas de antígenos

Las pruebas de diagnóstico son una herramienta crucial para frenar la propagación del coronavirus. La Comisión Europea movilizó 100 millones de euros, en el marco del Instrumento de Asistencia Urgente, para comprar directamente más de 20 millones de pruebas rápidas de antígenos, que se entregarían a 24 Estados miembros a partir de febrero de 2021.

Más capacidad de realización de pruebas en los Estados miembros

El 18 de noviembre, la Comisión Europea firmó un acuerdo con la Federación Internacional de la Cruz Roja (FICR) que movilizaba 35,5 millones de euros en el marco del Instrumento de Asistencia Urgente a fin de aumentar la capacidad para realizar pruebas de diagnóstico de la COVID-19 en la UE. Estos fondos debían contribuir a formar personal para la recogida y el análisis de muestras, así como a realizar pruebas, especialmente mediante equipos móviles. Los fondos ofrecen a los equipos móviles de realización de pruebas de la Cruz Roja acceso a los equipos, instrumentos de laboratorio y reactivos necesarios para tomar muestras y realizar pruebas, de modo que ayudan a las autoridades nacionales en su labor.

Transporte de productos esenciales, equipos de personal sanitario y pacientes

El paquete de movilidad del Instrumento de Asistencia Urgente también ha servido para:

Emergency kit El transporte de productos sanitarios a los lugares donde eran más necesarios, mediante la financiación del transporte de material de asistencia y socorro a los Estados miembros de la UE y entre ellos.
Protective equipment El traslado de pacientes entre Estados miembros de la UE o desde Estados miembros a países vecinos, lo cual permite aprovechar capacidades excedentarias y da un respiro a los servicios sanitarios que corran el riesgo de estar desbordados. Además, esta solución permite que se trate al mayor número posible de pacientes.
Advisory group El transporte de personal sanitario y de equipos móviles de personal sanitario entre los Estados miembros de la UE y a la UE desde países vecinos, con el fin de ayudar a las personas dondequiera que sea más necesario ofrecer asistencia médica.

Estos fondos se añaden a las ayudas ya disponibles con cargo al Mecanismo de Protección Civil de la UE y a las entregas de equipos de protección efectuadas a través de rescEU.

La Comisión recibió 78 solicitudes de ayuda de 20 Estados miembros y del Reino Unido, de las cuales 60 estaban relacionadas con la entrega de productos sanitarios, equipos de vacunación y tratamientos de la COVID-19, y 18 peticiones, con el traslado de pacientes y equipos de personal sanitario. En total, se desembolsaron más de 173 millones de euros para apoyar estas operaciones.

En relación con el respaldo a los envíos de mercancías, la Comisión asignó 164 millones de euros para ayudar a 20 Estados miembros y al Reino Unido con los envíos de productos que tuvieron lugar a partir de abril de 2020. En esta cantidad están incluidos los 14,6 millones de euros con los que se ayudó a 6 países de la UE con el transporte de equipos de vacunación y tratamientos de la COVID-19 mediante subvenciones y el uso directo del intermediario de la Comisión.

En general, esta asistencia contribuyó a más de 1 000 vuelos de carga y otras 500 operaciones por carretera y mar, ya que aportó a Europa equipos de protección individual y equipos de personal sanitario que salvaron vidas.

En noviembre de 2021, la Comisión Europea concedió otros 2,9 millones de euros para operaciones relacionadas con el traslado de pacientes y el transporte de personal y equipos médicos. Con ello, se eleva el importe global asignado a este tipo de operaciones a 9 millones de euros.

A través de estos proyectos, en total, la Comisión Europea ha contribuido a una serie de operaciones para la transferencia de aproximadamente 450 personas de personal sanitario y 350 pacientes.

Productos esenciales relacionados con la salud

La Comisión ha facilitado cerca de 100 millones de euros para la adquisición de productos sanitarios esenciales, como equipos de protección individual y medicamentos para la prevención y el tratamiento de la COVID-19, así como de servicios para promover la calidad de estos productos y facilitar su utilización.

icon of a mask Equipos de protección individual: la Comisión compró 10 millones de mascarillas para proteger a los profesionales sanitarios, que se entregaron a 19 Estados miembros entre julio y septiembre de 2020.
Syiringe Tratamientos: el mecanismo de productos esenciales relacionados con la salud también se ha utilizado para financiar la adquisición de dosis de tratamiento de Veklury, que es el nombre comercial del medicamento remdesivir (véase más arriba). Veklury fue el primer medicamento autorizado a nivel de la UE para el tratamiento de la COVID-19.

 

 

Robots de luz ultravioleta para la desinfección de hospitales en toda Europa

La Comisión ha facilitado 12 millones de euros del Instrumento de Asistencia Urgente para la compra de 200 robots de desinfección por luz ultravioleta. Los robots, que pueden desinfectar las habitaciones estándar de pacientes por medio de luz ultravioleta en tan solo 15 minutos, representan un activo importante para ayudar a los hospitales a reducir el riesgo de infección y a contener la propagación del coronavirus. La distribución comenzó el 26 de febrero de 2021, con la entrega de unos 30 robots a 12 Estados miembros. El 21 de septiembre de 2021, la Comisión entregó el 200.º robot de desinfección (al hospital del Consorci Corporació Sanitària Parc Taulí, en Barcelona, España). Además de estos 200 robots, la Comisión ha comprado otros 100, lo que eleva el total de donaciones a 300 unidades.


Formación en asistencia intensiva de un grupo multidisciplinario de profesionales sanitarios

La Comisión Europea desembolsó 2,5 millones de euros, en el marco del Instrumento de Asistencia Urgente, para financiar la formación de un grupo multidisciplinario de profesionales sanitarios que pretendía potenciar y respaldar las unidades de cuidados intensivos (UCI). El programa duró 8 meses y formó a 17 000 médicos y enfermeros en 700 hospitales en toda la UE, proporcionando capacidades sanitarias de cuidados intensivos a profesionales de la salud que no trabajan habitualmente en las UCI. Esto contribuyó a aumentar la disponibilidad de personal cuando fue necesario incrementar de forma rápida, temporal y significativa la capacidad de las UCI. El material de formación se compartirá con los terceros países que estén interesados en prepararse para una rápida expansión de personal de UCI en caso de futuras oleadas de COVID-19 u otras crisis sanitarias.

Certificado COVID digital de la UE

El Reglamento sobre el certificado COVID digital de la UE entró en vigor el 1 de julio de 2021. Ya el 17 de marzo de 2021, la Comisión Europea presentó una propuesta para crear un certificado COVID digital de la UE con el que facilitar la circulación libre y segura de los ciudadanos dentro de la Unión durante la pandemia.

Además, el 27 de septiembre de 2021, la Comisión concedió ayudas a 20 Estados miembros, por un total de 95 millones de euros, para comprar pruebas de diagnóstico de la COVID-19 a fin de facilitar la entrega del certificado COVID digital de la UE. Esta iniciativa se añadía a las vacunaciones en curso contra la COVID-19. La iniciativa forma parte del compromiso de la Comisión de ayudar a lograr un acceso asequible a pruebas rápidas y precisas para los ciudadanos que aún no hayan sido vacunados plenamente, especialmente a aquellos que no puedan vacunarse por razones médicas.

Aquí puede consultarse el primer informe de la Comisión sobre la implantación del certificado COVID digital de la UE en toda la Unión.

Garantizar la interoperabilidad

La Comisión movilizó unos 16 millones de euros en el marco del Instrumento de Asistencia Urgente a fin de crear la infraestructura necesaria para expedir y verificar certificados interoperables, en los que constaba que su titular había sido vacunado contra la COVID-19, se había sometido a las pruebas de detección correspondientes o se había recuperado de la enfermedad.

Sobre la base de la experiencia adquirida con la creación de la infraestructura digital conocida como la «pasarela europea de interoperabilidad» («European Federation Gateway Service») para el intercambio transfronterizo de datos entre aplicaciones nacionales de rastreo de contactos y alerta para dispositivos móviles, la Comisión desarrolló la pasarela de la UE, la infraestructura digital segura que conecta los sistemas nacionales y garantiza una verificación fiable de los certificados interoperables en toda la UE. Tras el éxito de la fase piloto, la pasarela de la UE, que entró en funcionamiento el 1 de junio de 2021, permite verificar los certificados de otros países.

Además, la Comisión aportó fondos adicionales en el marco del Instrumento de Asistencia Urgente para proporcionar apoyo técnico y financiero de hasta 1 millón de euros por país de la UE, a fin de que todos ellos se incorporaran a la pasarela de la UE.

Certificado COVID Digital de la UE

Conectar las aplicaciones nacionales de rastreo de contactos

En la lucha contra el coronavirus, la mayoría de los Estados miembros pusieron en marcha una aplicación nacional de rastreo de contactos y alerta, o tenían previsto hacerlo. En el marco del Instrumento de Asistencia Urgente, se desembolsaron unos 10 millones de euros para conectar estas aplicaciones nacionales, a fin de liberar el potencial de las aplicaciones móviles de rastreo de contactos de proximidad y de alerta. Se trataba de romper la cadena de infecciones por coronavirus y salvar vidas, también cuando las personas cruzan las fronteras.

La pasarela de interoperabilidad proporcionará una solución europea para que haya un intercambio seguro de información entre las aplicaciones nacionales, que se basa en una arquitectura descentralizada y un alto nivel de protección de datos. Tras el éxito de la fase piloto, el sistema entró en funcionamiento el 19 de octubre.

Hasta la fecha, hay conectadas a través de este servicio 17 aplicaciones nacionales, que se han descargado 67 millones de veces. Pronto se sumarán a ellos más países.

En total, se han reservado 3 millones de euros con cargo al Instrumento de Asistencia Urgente para ayudar a los Estados miembros a adaptar sus aplicaciones y servidores finales nacionales, con miras a unirse a la pasarela de interoperabilidad. Hasta la fecha, 13 Estados miembros se han beneficiado de esta ayuda.

Aplicaciones móviles de rastreo de contactos en los Estados miembros de la UE

Enlaces útiles

 

Documentos