Preparación y respuesta

Panorama

Las medidas de seguimiento, alerta rápida y respuesta contra las amenazas transfronterizas graves para la salud son esenciales para garantizar un alto nivel de protección sanitaria en la Unión Europea. La actuación de la UE en este ámbito se centra principalmente en apoyar y complementar las acciones emprendidas por los Estados miembros.

Las enfermedades transmisibles, los agentes químicos o biológicos y los factores medioambientales pueden dar lugar a amenazas transfronterizas graves. La resistencia a los antibióticos también constituye un problema creciente de salud pública que requiere un nivel adecuado de preparación y respuesta.

Aunque los casos de enfermedades infecciosas se han reducido o se han mantenido estables en la UE durante los últimos años, la pandemia de gripe H1N1 (2009), el brote de E. coli en Alemania (2011), el virus del ébola (2014) y el virus del Zika (2016) han puesto de manifiesto que pueden surgir nuevas infecciones en cualquier momento.

Acción transfronteriza de la UE

La pronta respuesta a escala de la UE es importante para hacer frente inmediatamente a las amenazas transfronterizas graves para la salud. Un momento clave en la creación de un marco de seguridad sanitaria más sólido para la UE fue la adopción de la Decisión de 2013, destinada a mejorar la preparación y reforzar la capacidad de respuesta coordinada a las emergencias para la salud.

Este texto constituyó un avance importante para mejorar la seguridad sanitaria en la UE y proteger a los ciudadanos frente a una amplia gama de amenazas para la salud. La Decisión contribuye a que los países de la UE se preparen frente a posibles pandemias y amenazas transfronterizas futuras, con el fin de proteger a los ciudadanos. Para ello contempla:

 

Vídeo: gestión de crisis por amenazas a la salud en la UE

El vídeo está disponible en alemán, español, francés, inglés, italiano y polaco

Información de interés