Novedades del portal


Caballo busca jinete

Las carreras de caballos siempre han sido un componente importante de la cultura irlandesa, y con la bonanza de la economía irlandesa en los años recientes, se han convertido en un verdadero foco de atracción para las inversiones. Buenas noticias para el sector de las carreras de caballos, de no ser porque el floreciente éxito de la industria ha creado un problema completamente nuevo: encontrar empleados adecuados para los numerosos puestos vacantes.

Al principio las vacantes fueron ocupadas con trabajadores asiáticos y ucranios. La Irish Racehorse Trainers Association (Asociación Irlandesa de Entrenadores de Caballos de Carreras) (IRTA) viene colaborando con varios países asiáticos”, afirma Tom McEnroe, un Consejero EURES de Irlanda que colaboró con el sector de los caballos de carreras buscando empleados muy cualificados. “Esto se debe a la gran calidad de las escuelas de entrenamiento y a que existe un buen contingente de trabajadores en esos países.”

No obstante, los beneficios de colaborar más cerca de casa se fueron haciendo cada vez más evidentes. No sólo se encontraba la misma calidad de formación ( superior incluso) dentro de la UE, sino que la facilidad de la emigración entre los países de la UE significaba que la formación tan específica que era necesaria podría ser controlada más fácilmente por los miembros del sector, y que podría fácilmente trasladarse la formación de profesionales, empleados y recursos. El sector de las carreras de caballos en Irlanda decidió firmar acuerdos de asociación que podrían hacer uso de las instalaciones para la formación ya disponibles en toda la UE. Se aconsejó a las empresas del sector que se dirigieran a la Irish National Training and Employment Authority (Oficina Nacional Irlandesa de Formación y Empelo) (FÁS) y por último a EURES, donde Tom McEnroe se unió al programa. El ayudó a determinar cuáles eran los cinco Estados miembros con industrias de carreras de caballos consolidadas: Polonia, Eslovaquia, Hungría, Austria y la República Checa.

Una carrera a prueba celebrada en Polonia tuvo éxito y proporcionó algunos de los trabajadores necesarios (por ejemplo, jinetes) pero seguía siendo difícil encontrar la fuente de los mejores jinetes y jockeys. El proyecto se centró a continuación en la República Checa en mayo de 2007, país al que se unió Eslovaquia en septiembre.

Los responsables de contratación de la Irish Racehorse Trainers Association (IRTA) y la Irish Thoroughbred Breeders Association (Asociación Irlandesa de Criadores de Caballos Pura Sangre) (ITBA), además de los Consejeros EURES irlandeses, descubrieron con satisfacción que tanto en la República Checa como en Eslovaquia existía una estructura consolidada para la formación y el entrenamiento de personal que convenía al sector de carreras de caballos de Irlanda. Varias escuelas e institutos de formación de estos países también mostraron un gran interés por colaborar con EURES en el futuro. Como consecuencia de ello, si el sector de carreras de caballos de Irlanda garantiza la colocación de sus titulados aumentará el número de plazas disponibles en estas escuelas. Además, las escuelas en Bratislava y Praga también tienen previsto impartir cursos de inglés y organizar cursos de formación en Irlanda para estudiantes del último año, con el fin de añadir atractivos a sus programas. Por otra parte, la Irish Racehorse Trainers Association (IRTA) y la Irish Thoroughbred Breeders Association (ITBA) proporcionará a estas escuelas caballos irlandeses para que los futuros jinetes puedan iniciar su formación y acostumbrarse a ellos incluso antes de viajar a Irlanda.

El Proyecto de Contratación del Sector de las Carreras de Caballos de Irlanda pronto se trasladará a Hungría, Austria y, nuevamente, a las regiones del Sur de Polonia. No obstante, no cabe duda de que el éxito del proyecto en el futuro dependerá en gran medida de que aumente la cooperación con las escuelas, colegios y asociaciones, incluso en nuevos países.

« Volver