Novedades del portal


«French Connection» en Pavía

Los consejeros EURES no sólo ayudan a encontrar el trabajo adecuado; también ofrecen información sobre cómo minimizar los procedimientos administrativos o simplemente apoyo a los nuevos empleados a la hora de buscar alojamiento. Laëtitia Daunay, una enfermera francesa de 28 años, nos habla en Italia sobre sus experiencias y sobre el apoyo que le brindó la consejera EURES Aurora Scalora.

«Siempre he querido ayudar a otras personas y nunca se me pasó por la cabeza trabajar en otro sitio que no fuera un hospital», explica Laëtitia. Oriunda de Aix-les-Bains (Francia), Laëtitia abandonó su ciudad para cursar estudios de enfermería en Grenoble. Fue en Grenoble donde tuvo la oportunidad de realizar prácticas en cirugía, medicina general, geriatría, psiquiatría y atención sanitaria pública. Con un historial profesional tan prometedor, encontrar un trabajo en Francia habría sido relativamente sencillo.

Sin embargo, Laëtitia tenía otros planes y decidió mudarse a Pavía (una ciudad conocida en la Edad Media por ser la capital de Lombardía, por sus cien impresionantes torres y, hoy en día, por su prestigiosa Universidad) para vivir con su novio italiano. «Nunca me había imaginado que dejaría atrás a mi familia, mis amigos y que abandonaría la región de Ródano-Alpes, pero estoy contenta de haber tomado una decisión que definitivamente ha cambiado mi vida», nos cuenta Laëtitia. Si bien el amor fue lo suficientemente fuerte como para llevarla a empezar una nueva vida en Pavía, Laëtitia no abandonó su idea de trabajar en un hospital e hizo un gran esfuerzo para aprender italiano rápidamente.

Siguiendo el consejo de un amigo, antes de ir a Italia se puso en contacto con la oficina de EURES en la provincia de Pavía, donde la consejera EURES Aurora Scalora le remitió toda la información que necesitaba para conseguir un trabajo en la región. Aurora informó a Laëtitia sobre los documentos que tenía que llevar a Italia, dónde traducirlos y compulsarlos, y le dio consejos sobre otros detalles prácticos. «Sabía por la experiencia acumulada que muchas personas que buscan trabajo en el sector sanitario pierden tiempo y energía en los procedimientos administrativos por lo que le di a Laëtitia indicaciones claras para evitar problemas», explica Aurora.

Con el apoyo de la consejera EURES, la ambición de Laëtitia se hizo realidad y unos meses más tarde encontró un trabajo, en el Departamento de Urgencias de la «Fondazione I.R.C.C.S. Policlinico San Matteo», que se ajustaba a la perfección a lo que ella quería. En la actualidad, Laëtitia trabaja en un prestigioso hospital con un contrato temporal y cada día aprende más sobre cómo ayudar a quienes lo necesitan. «Estoy muy contenta con este trabajo que, hay que decir, encontré sobre todo gracias a los consejos y al apoyo de Aurora», nos cuenta Laëtitia a la vez que anima a otras personas a ponerse en contacto con las oficinas de EURES si necesitan orientación profesional.

Después de un muy buen comienzo en Italia, Laëtitia tiene previsto participar en un procedimiento de contratación en el hospital lo que, si supera las pruebas, le permitirá firmar un contrato indefinido. El hospital cuenta con unos 3 500 empleados y aunque en dicho procedimiento sólo se ofrecen 36 plazas más, Laëtitia tiene muchas oportunidades de conseguir una y cruza los dedos.

« Volver