Movilidad y cooperación

Los ministros de la UE han acordado doblar la proporción de estudiantes de enseñanza superior que realizan un período de estudios o de formación en el extranjero hasta un 20% de aquí a 2020. Apoyar la movilidad sigue siendo uno de los objetivos esenciales de Erasmus+, el programa de la Unión Europea para la educación y la formación.

¿De qué se trata?

La "movilidad por motivos de aprendizaje" es una oportunidad para que los estudiantes desarrollen capacidades valiosas y amplíen sus horizontes viajando al extranjero para estudiar o seguir una formación. Las principales ventajas de la movilidad están ampliamente reconocidas. Una encuesta efectuada entre jóvenes europeos (de 15 a 30 años) muestra que más del 90% considera importante disponer de oportunidades de movilidad.

Los ministros de la UE han acordado doblar la proporción de estudiantes de enseñanza superior que realizan un período de estudios o de formación en el extranjero hasta un 20% de aquí a 2020. Apoyar la movilidad sigue siendo uno de los objetivos esenciales de Erasmus+, el programa de la Unión Europea para la educación y la formación.

Si estás estudiando y quieres aprovechar la oportunidad de estudiar o formarte en el extranjero, empieza tu viaje descargando la aplicación móvil de Erasmus+, la guía paso a paso que te servirá antes, durante y después de la movilidad.

¿Por qué es necesario?

Irse al extranjero a estudiar o formarse ayuda a ampliar las capacidades profesionales, sociales e interculturales y a aumentar las posibilidades de encontrar empleo. Los estudiantes de enseñanza superior que realizan programas de movilidad tienen más probabilidades de encontrar empleo un año después de titularse que los que no participan en este tipo de actividades. El 93% de los estudiantes de educación superior con experiencias de movilidad afirma que, después de la experiencia, aprecian más el valor de otras culturas. El 84% mejora sus conocimientos lingüísticos y el 80% considera que su capacidad de resolver problemas mejoró después de la experiencia de movilidad. De acuerdo con el Estudio sobre el impacto de Erasmus, a la hora de contratar personal, 9 de cada 10 empleadores buscan capacidades transversales (resolución de problemas, trabajo en equipo, curiosidad): las mismas que adquieren los estudiantes a través de una experiencia educativa en el extranjero.

La movilidad y la cooperación transfronteriza pueden contribuir también a colmar el déficit de capacidades mediante el refuerzo de las competencias específicas necesarias para el mercado laboral moderno. Un ejemplo de esta cooperación es la iniciativa de prácticas "Oportunidad Digital", cuyo objetivo es proporcionar a los estudiantes de todas las disciplinas la oportunidad de acceder a experiencias digitales prácticas.

El desarrollo de nuevas formas de cooperación transfronteriza contribuirá asimismo a mejorar la calidad de la enseñanza superior y ayudará a facilitar el reconocimiento de las cualificaciones académicas obtenidas en el extranjero.

Labor realizada

El Espacio Europeo de Educación Superior (Proceso de Bolonia) ha traído cambios de gran alcance que hacen más fácil estudiar y formarse en el extranjero: la estructura licenciatura-máster-doctorado y los progresos en el aseguramiento de la calidad han facilitado la movilidad de los estudiantes y el personal y reforzado las instituciones y los sistemas.

Los instrumentos europeos de movilidad y de garantía de calidad, como el Sistema Europeo de Transferencia de Créditos, el Suplemento Europeo al Título y el Registro Europeo de Agencias de Garantía de la Calidad, contribuyen a la confianza mutua, el reconocimiento de títulos y la movilidad.

El programa Erasmus+ ofrece ayuda directa a los proyectos que fomenten la cooperación transfronteriza entre instituciones de educación superior.

Sin embargo, aún queda mucho por hacer para garantizar las oportunidades de movilidad para todos. Por este motivo, la Comisión ha publicado una propuesta de Recomendación del Consejo sobre la promoción del reconocimiento mutuo automático de títulos y de los resultados de los períodos de aprendizaje en el extranjero. Asimismo, la Comisión está desarrollando el concepto de un carné europeo de estudiante, que facilitará el intercambio de información y la creación de redes de universidades europeas, cuyo objetivo es incrementar la competitividad, la calidad y la excelencia de la enseñanza, la investigación y la innovación.