UNESCO:

La UE y la UNESCO hicieron una declaración conjunta  en 2013 en relación con la firma, el año anterior, de un memorando de acuerdo. En ella reafirmaron los valores que comparten, como el respeto por la dignidad humana, los derechos humanos, la libertad, la democracia, la igualdad, el Estado de Derecho y, por encima de todo, el derecho a la libertad de expresión.

La educación, la cultura, los medios de comunicación y la ciencia son los ámbitos en los que la UE y la UNESCO han expresado su deseo de cooperar.

La UE es una de las Partes de la Convención de la UNESCO sobre la Protección y la Promoción de la Diversidad de las Expresiones Culturales, que sirve de marco para la política cultural de la UE en sus relaciones exteriores, incluido el comercio y la cooperación al desarrollo. Como tal, la UE:

  • comparte el objetivo de la Convención de garantizar que los artistas y los profesionales de la cultura puedan crear, producir y difundir su trabajo en todo el mundo
  • participa como observador en los organismos relevantes de la Convención
  • ha elaborado su primer informe de aplicación cuatrienal  
  • financia un banco de expertos en gobernanza de la cultura, administrado por la UNESCO, dentro del programa Invertir en las personas.

Comercio internacional:

La política comercial de la UE tiene en cuenta consideraciones culturales, como exige el Tratado de Funcionamiento de la Unión Europea (artículos 207, apartado 4, y 167, apartado 4) y la Convención de la UNESCO de 2005.

Los aspectos culturales se tienen en cuenta en el Programa de Doha para el Desarrollo, la ronda de negociaciones iniciada por los miembros de la Organización Mundial del Comercio en 2001, y el Acuerdo sobre el Comercio de Servicios (ACS), celebrado por 23 miembros de la OMC en abril de 2013.

La UE ha celebrado recientemente varios protocolos de cooperación cultural, de acuerdo con una disposición fundamental de la Convención de la UNESCO (artículo 16, sobre el trato preferente a los artistas y a los bienes y servicios culturales de los países en desarrollo):