¿De qué se trata?

Las industrias culturales y creativas, como muchas empresas, necesitan normalmente un capital inicial, inversiones y una clientela.

Los capitales suelen consistir en inversiones o créditos de instituciones financieras, y la clientela requiere contar con un público o audiencia (mercado) y poder acceder a él.

¿Por qué se necesita?

Hay una gran variedad de industrias culturales y creativas, desde los conglomerados grandes, bien dotados y bien conectados hasta las microentidades que cuentan con pocos recursos y escasas conexiones. Para estas últimas, el acceso a la financiación y, con ello, al mercado, presenta problemas por varias razones:

  • falta de experiencia en las instituciones financieras para analizar los modelos empresariales de las industrias culturales y creativas
  • infravaloración de los activos intangibles de las industrias culturales y creativas por parte de las instituciones financieras
  • ausencia de datos y estadísticas
  • complejidad de los planes y modelos empresariales del sector de la cultura.

La cuestión se complica por la falta de armonización de las legislaciones fiscales, empresariales y de propiedad intelectual en la UE.

¿Qué función desempeña la CE?

La función de la Comisión Europea es múltiple. Incluye el incremento de la calidad y cantidad de las estadísticas, el apoyo a la formación de asociaciones y plataformas en el sector cultural y la respuesta a los nuevos problemas, como los cambios en el comportamiento del público.

La Comisión está estudiando también la manera de adaptar el marco normativo al uso creciente de las tecnologías digitales y el comercio electrónico en beneficio de las industrias culturales y creativas.

¿Qué se ha logrado hasta la fecha?

La Comisión ha puesto en marcha diversas iniciativas y acciones en el sector de las industrias culturales y creativas y ha ofrecido el apoyo de los programas Cultura y MEDIA .

Además establece asociaciones a través de la Alianza Europea de Industrias Creativas, financia las asociaciones FAME y C-I Factor para mejorar el acceso a la financiación y dirige un proyecto de asociaciones en el sector de la moda.

Un informe publicado en marzo de 2016 (ver aquí el resumen) analiza el modo en que los instrumentos financieros innovadores pueden contribuir a que las industrias culturales y creativas encuentren financiación. El informe fue elaborado por expertos de las administraciones nacionales de toda la UE, en el marco del método abierto de coordinación .

¿Cuáles serán las próximas etapas?

La Comisión tiene intención de mantener su apoyo a las industrias culturales y creativas:

  • potenciando los diálogos sobre la normativa
  • evaluando la posibilidad de mecanismos de riesgo compartido
  • fomentando la puesta en común de recursos de las industrias culturales y creativas, por ejemplo a través de agrupaciones europeas de interés económico.

También se creará un mecanismo de garantía en el contexto del programa Europa Creativa.