capítulo precedentecapítulo siguientePágina principal

Manual de traducción Inglés-Castellano

Juan Gabriel López Guix y Jacqueline Minett Wilkinson
Gedisa Editorial, Barcelona, 1997
ISBN: 84-7432-552-8

En el lento proceso de dignificación de la profesión de traductor en nuestro país, manuales como el que presentamos desempeñan un papel encomiable por su afán por situar la actividad traductora en el marco más general de las ciencias y disciplinas del lenguaje. Efectivamente, este manual de traducción ofrece un buen panorama de la lingüística actual, pero siempre enfocado desde el particular y experto punto de vista del traductor. Es éste un planteamiento novedoso y necesario puesto que en ninguna otra profesión como en el ejercicio de la traducción se enfrenta uno con tantas y tan variadas cuestiones que constituyen el objeto de estudio de las ciencias del lenguaje, sean éstas de orden sintáctico, semántico, terminológico, pragmático, discursivo o retórico. En esta obra se propicia lo que podríamos llamar traducción reflexiva ejemplificando la teoría con la práctica y utilizando ésta para generalizar y modelizar técnicas y procedimientos de traducción.

Al estudiante de traducción o al traductor profesional que trabaje con el par inglés-español les resultarán de gran interés los capítulos cuarto, quinto y sexto sobre el estudio contrastivo del inglés y del español. Destacan las páginas dedicadas al sistema verbal del inglés o a la problemática yuxtaposición de adjetivos y sustantivos en esa lengua y su transposición en español, que se trata con detalle y claridad. También de gran utilidad resultan las páginas sobre los diferentes usos y normas de puntuación existentes en ambas lenguas.

No menos interés suscitarán los capítulos dedicados a los procedimientos generales de traducción, aplicables a todas las lenguas aunque obviamente se ejemplifiquen en este caso con el par inglés y español. Concretamente, en el capítulo octavo hallará el lector una buena exposición sobre cuestiones de orden discursivo relacionadas con la lectura y el análisis del texto y con la cuestión fundamental en toda traducción de la cohesión sintáctica y de la coherencia semántica. En el capítulo noveno los autores hacen un excelente repaso ejemplificado de los procedimientos básicos de traducción: préstamo, calco, traducción literal, transposición (modificación de la categoría gramatical), modulación (modificación del punto de vista), equivalencia (mensaje equivalente), adaptación (situación funcional equivalente), expansión, reducción y compensación. Si bien es cierto que el traductor profesional realiza todos esos malabarismos automáticamente, no está de más que los haga conscientes y opte a sabiendas por uno u otro.

Pero la vertiente práctica de esta obra no se limita al gran número de ejemplos con que cuenta, sino también a la serie de consejos prácticos que ofrece sobre ergonomía, trato con los clientes, modelos de contratos de traducción, etc. y, sobre todo, al análisis comparativo de los cuatro diccionarios bilingües Simon & Schuster, Collins, Larousse y Oxford, que no podemos por menos de recomendar.

Se trata en definitiva de una obra rigurosa que rezuma experiencia, oficio y una auténtica preocupación por el lenguaje. Está llena de buenas ideas y dispone además, para quien desee profundizar, de una exhaustiva bibliografía y de una lista de lecturas recomendadas al final de cada capítulo.

César Montoliu
"cesar.montoliu garcia"@ec.europa.eu

capítulo precedentecapítulo siguientePágina principal