Recorrido de navegación

Actualidad y prensaNoticias

Otras herramientas

Otras herramientas

< Volver a Noticias

Dos proyectos de investigación con participación española reciben 2.000 millones de euros de la CE

29/01/2013 | Investigación, desarrollo e innovación
Dos proyectos de investigación con participación española reciben 2.000 millones de euros de la CE

Dos proyectos de investigación con participación española han ganado el premio de la Comisión Europea Tecnologías Futuras y Emergentes (FET). Esto significa que cada uno de ellos recibirá 1.000 millones de euros para investigar durante diez años. El primer proyecto es sobre el grafeno: un material que puede utilizarse para chips, en aeronaútica etc. y el otro, pretende recrear un cerebro humano a nivel molecular.

 

En cada iniciativa participan al menos quince Estados miembros de la UE, entre ellos España, y casi doscientos institutos de investigación.

¿Qué es el proyecto Grafeno?

Su objetivo principal es sacar al grafeno de los laboratorios e incorporarlo a sectores como la microelectrónica, la energía, la aeronáutica o los biomateriales. En 2004 dos científicos europeos, Andre  Geim  y  Konstantin  Novoselov, de la Universidad de Manchester, hicieron posible su utilización. Seis años más tarde obtuvieron por estos descubrimientos el premio Nobel de Física. El proyecto Grafeno está dirigido por el profesor Jari Kinaret, de la Universidad de Chalmers (Suecia). Trabajarán en él cien grupos de investigación con 136 investigadores principales, entre ellos, cuatro premios Nobel.

Desde los primeros experimentos que se llevaron a cabo hace menos de diez años, el grafeno se ha situado a la cabeza de los materiales, sustituyendo en particular al silicio en los productos de TIC.  Está a caballo entre un metal y un semiconductor, es bidimensional, transparente, impermeable, duro y elástico, tiene ciertas deformaciones que dan lugar a campos magnéticos muy elevados, conduce la electricidad mucho mejor que el cobre, sólo tiene un átomo de grosor pero es entre cien y trescientas veces más fuerte que el acero y tiene propiedades ópticas únicas.

Representa para el siglo XXI lo que los plásticos han sido para el XX. Sus principales aplicaciones son, entre otras, dispositivos electrónicos y ópticos, pantallas táctiles más baratas que las actuales, aeronaves más ligeras y dispositivos flexibles, como tabletas u ordenadores portátiles o instrumental médico para introducir en el cuerpo medicamentos contra el cáncer. En el futuro se podrán hacer con él retinas artificiales. La combinación de grafeno y cables metálicos podrá hacer la comunicación en Internet cientos de veces más rápida que la más veloz ahora.

Participación española

Por España participan Universidades, Institutos de Investigación y empresas privadas, como el Centro Superior de Investigaciones Científicas (CSIC), Airbus Operations SL, Centro de Investigación Cooperativa en Nanociencias - Cic Nanogune, Avanzare,  Innovación Tecnologica SL, Centro de Investigación Cooperativa de Energías Alternativas, Fundació Institut de Ciencies Fotoniques, Fundacio Privada Institut Catala de Nanotecnologia, Graphenea S.A., Grupo Antolin-Ingenieria S.A., Repsol YPF S.A., Universidad de Castilla - La Mancha o la Universitat Autonoma de Barcelona.

Habrá 11 paquetes de trabajo. Tres de ellos estarán liderados por investigadores españoles:

  • El grupo de "Material", con la profesora Mar García Hernández, del CSIC, al frente
  • El de "optoelectrónica", que llevarán el Prof. Andrea Ferrari, de la Universidad de Cambridge y el Dr. Frank Koppens, del Instituto de Ciencias Fotónicas de Cataluña
  • El de "Spintronics", que estará liderado por el  Prof. Bart van Wees, de la Universidad de Groningen (Holanda) y el Prof. Stephan Roche, de la Fundació Privada Institut Català de Nanotecnologia

Sobre el proyecto Cerebro Humano  

Está coordinado por  el  neurocientífico  Henry  Markram de la  Escuela Politécnica Federal de Lausana (Suiza). Participan  más  de  87 instituciones  de 23 países, de ellas 16 europeas, incluidas instituciones científicas, Universidades e industria. En España está liderado por el investigador del CSIC en el Instituto Cajal, Javier de Felipe. Cuenta con investigadores del Instituto de Neurociencia de Alicante y de seis Universidades españolas. Las simulaciones del cerebro humano a nivel molecular las hará la supercomputadora MareNostrum, una de las más potentes del mundo, del centro Nacional de Supercomputación (BSC-CNS) de Barcelona. También se trabajará sobre modelos de programación que permitan que estas simulaciones se desarrollen de manera eficiente.

Hoy en día se conocen de forma parcial o se desconocen las causas de la mayoría de las enfermedades psiquiátricas y neurológicas. El Proyecto Cerebro Humano recogerá todos los datos clínicos disponibles para llegar a nuevas formas de diagnosticar y clasificar las enfermedades cerebrales y así poder encontrar nuevos tratamientos y medicamentos más eficaces.

En el campo de los ordenadores también será fundamental este proyecto. Las computadoras modernas trabajan en línea para resolver problemas cada vez más complicados pero chocan contra un muro difícil de salvar: la cantidad de energía que eso necesita. Sin embargo, el cerebro maneja miles de millones de neuronas conectadas entre sí con apenas el gasto energético de una bombilla. Comprender cómo funciona puede dar un cambio radical a toda la informática. El impacto económico e industrial de ese cambio es potencialmente enorme.

Objetivo de los premios Tecnologías Futuras y Emergentes

Se trata de invertir en el futuro de Europa. Hacer frente a los grandes retos requiere, en algunos casos, una inversión a gran escala. La Comisión Europea apoya estos proyectos ambiciosos y arriesgados que darán un gran rendimiento a largo plazo y que solo se pueden abordar a escala europea.

¿Cómo se pondrán en marcha los proyectos?

Durante 10 años la Comisión Europea apoyará financieramente ambos programas. En la primera fase, los ganadores recibirán cada uno hasta 54 millones de euros del Programa TIC  2013. En el periodo 2014-2020 la contribución de la Comisión procederá de Horizonte 2020, que se está negociando actualmente en el Parlamento Europeo y el Consejo. Habrá una monitorización cuidadosa durante el tiempo de vida de los proyectos a fin de que se haga un uso eficiente del dinero de los contribuyentes. La Comisión espera que cada proyecto generará otros adicionales que complementarán el tema estrella.

 

Right navigation