Recorrido de navegación

Actualidad y prensaNoticias

Otras herramientas

Otras herramientas

< Volver a Noticias

Europa y las pymes: pensar primero en lo pequeño

29/03/2010 | Empresas y actividad empresarial

Hablamos con Cristina Moreno, responsable del Departamento Unión Europea del Consejo Superior de Cámaras de Comercio.

 

La estrategia de la Comisión europea para las pymes pasa por el principio de “pensar primero en lo pequeño” y así crear un entorno económico que sea favorable a estas empresas que aportan las dos terceras partes de los empleos en Europa. El programa Experiencia Empresarial fomenta el conocimiento directo entre quienes toman decisiones en Bruselas y las pymes que se ven afectadas por esas decisiones.

Hay decenas de millones de pymes en la UE. Se considera pyme a las empresas con menos de 250 empleados, pero el 93 % de ellas en Europa son microempresas con menos de 10 trabajadores. Esta fragmentación hace que sea necesario conocer sobre el terreno su realidad.

El mecanismo  del programa Experiencia empresarial es simple, directo y efectivo. Un alto funcionario de la Comisión visita un país de la UE, se reúne con empresarios del sector seleccionado, y, lo que es más importante, conoce una “empresa tipo” directamente, se entrevista con la dirección y los trabajadores y le permite tener un conocimiento preciso de las carencias o necesidades. En el caso de España ha sido, Giulia del Brenna, responsable de Competitividad de la industria farmacéutica y biotecnología, de la Dirección General de empresa e Industria de la Comisión.

Cristina Moreno, responsable de asuntos europeos del Consejo Superior de Cámaras de Comercio, ha coordinado el programa en España y nos dice: “En Bruselas se toman las decisiones para hacer propuestas legislativas que van a afectar a las pymes y es necesario que conozcan de  cerca los problemas que tienen estas empresas. Las grandes empresas ejercen lobbies ante Bruselas, perfectamente organizados para hacer llegar sus necesidades a la comisión, pero las pymes no siempre tienen esa capacidad.”

La Comisión europea tiene muy en cuenta a las pymes porque forman la mayor parte del tejido empresarial europeo, pero son muchos millones en toda la UE, con problemas distintos, legislaciones no homologadas en todos los sectores y peculiaridades nacionales.

El programa “Experiencia Empresarial” permite que quienes después van a elaborar las propuestas legislativas hayan conocido sobre el terreno todos esos factores. Pero el conocimiento debe ser mutuo. También los pequeños empresarios tienen que involucrarse más en lo que se hace desde Bruselas y cómo se hace.

“Ante cualquier decisión, hay que hacer una valoración previa de la consecuencias  que va a tener sobre las pymes y éstas deben ser conscientes de que es Bruselas quien decide. Una directiva aprobada en Bruselas se tiene que transponer a la legislación española y a va a ser una ley española que nos afectará directamente.”

¿Qué ofrece la UE a las pymes?

La comunicación entre las instituciones europeas y los pequeños empresarios, por tanto, resulta esencial. La UE tiene a disposición de las pymes numerosos programas de ayuda que, el pequeño empresario, muchas veces, ni siquiera conoce, cuando le ofrece un abanico de posibilidades de mejoras.

A través del Fondo de Desarrollo Regional y del Fondo Social Europeo, la UE proporciona muchos apoyos a las pymes, sobre todo en innovación, formación, internacionalización, ayuda a mujeres empresarias, etc. Sólo las Cámaras de Comercio tienen 30 programas de apoyo a las pequeñas y medianas empresas.

Ya no es una cuestión de ayudas directas. Cristina Moreno considera que “el tiempo de las subvenciones ha pasado. España se ha beneficiado durante muchos años de los fondos europeos, pero a partir de 2013 disminuirán drásticamente”. La llegada de nuevos socios con menor renta obliga a la UE a hacer un nuevo reparto. “Un país como España, que se ha beneficiado tanto de esas ayudas tiene que salir adelante sin esos apoyos”

Pero siempre hay cosas por hacer, aunque se ha recorrido un gran camino a favor. Europa ha proporcionado al empresario un mercado interior con 500 millones de consumidores, hay una normativa legal común, ventajas fiscales. “Una empresa que comercializa un producto en España ahora lo puede vender en Francia o Alemania, como lo hace en Extremadura o Galicia, pero quedan barreras que hay que eliminar, no arancelarias, sino técnicas, sobre etiquetado, producto ecológico o protección de consumidores. No son grandes problemas pero suponen dificultades para las pymes”.

A través del Fondo de Desarrollo Regional y del Fondo Social Europeo, la UE proporciona muchos apoyos a las pymes, sobre todo en innovación, formación, internacionalización, ayuda a mujeres empresarias, etc. Sólo las Cámaras de Comercio tienen 30 programas de apoyo a las pequeñas y medianas empresas.

¿Qué piden las pymes a la UE?

La pequeña y mediana empresa española no pide dinero a Europa, pero sí más transparencia a la hora de comunicar. Esa falta de conocimiento hace que las pymes no se impliquen como debieran. Cristina Moreno dice que “es difícil concretar reivindicaciones comunes, porque cada empresa tienes sus necesidades”.

Por eso no hay peticiones específicas, sino la necesidad de que la UE cree un marco de negocio general apropiado. Que las pymes tengan más medios y puedan conseguirlos más baratos en el mercado. “Cuando la UE impulsa la banda ancha, la factura electrónica, las compras por internet con garantías de seguridad, Europa está favoreciendo a las empresas sin dar ayudas directas.”

La crisis económica se ha cebado en Europa especialmente en las pymes que, en muchos casos, han sido incapaces de sobrevivir y se han visto obligadas a cerrar. El reto ahora es adaptarse a los nuevos modelos económicos. “Pero la empresa española está muy preparada ya y con ganas de seguir adaptándose a las nuevas tecnologías. Para avanzar, la UE debe conseguir un clima económico adecuado con suficiente seguridad jurídica y un equilibro entre la protección a los consumidores y la producción de las pymes”.

Las empresas españolas han dejado atrás  viejas fórmulas. “Se ha superado definitivamente aquella imagen de la chapuza y la improvisación. Hoy la marca España vende en Europa y hay que aprovechar la situación.” Se trata de que el pequeño y mediano empresario español no pierda nunca de vista lo que se hace en Bruselas y que las instituciones europeas sepan con exactitud por qué caminos viajan las pymes. Eso es lo que pretende el programa Experiencia Empresarial.

Más información:

Portal europeo para las pymes :http://ec.europa.eu/enterprise/sme/index_es.htm

Ayuda a la creación y gestión de empresas :http://ec.europa.eu/youreurope/business/countries/spain/index_es.htm

Programas de apoyo a las pymes de la Unión Europea: http://ec.europa.eu/enterprise/newsroom/cf/document.cfm?action=display&doc_id=4625&userservice_id=1&request.id=0

Guía práctica de financiación de proyectos de I+D+i :http://cordis.europa.eu/fp7/consultation_es.html

Panel de consultas de las empresas europeas :http://ec.europa.eu/yourvoice/ebtp/index_es.htm

Consejo Superior de Cámaras de Comercio de España :https://www.camaras.org

 

Right navigation