REDES DE INVESTIGACIÓN

La unión hace la fuerza

Estar a la cabeza de la innovación y ser competitiva: un objetivo que Europa sólo puede lograr a través de una colaboración eficaz.


Si existe un campo por excelencia en el que sea importante (y por suerte, posible) avanzar juntos, es la investigación científica, tanto para hacer frente a la competencia, como para evitar desperdiciar el esfuerzo y la financiación de los investigadores. La competencia la conforman sobre todo Estados Unidos, China… “Actualmente, sólo del 10% al 15% de los programas europeos aceptan las candidaturas y/o la colaboración de investigadores de otros países, mientras que la mayoría de los programas estadounidenses están abiertos al mundo entero. Si Europa se inspirase en el funcionamiento de ese país, podría llegar a ser el segundo actor de la investigación mundial”, manifestaba recientemente con entusiasmo un colaborador de la Dirección General de Investigación. Se trataría de coordinar los proyectos en los que Europa fuera más eficaz con la colaboración de otros, objetivo nada fácil, pero las iniciativas se multiplican por doquier. Los programas marco, las acciones ERA-NET y las iniciativas lanzadas en virtud del artículo 169 del Tratado que instituye la Comunidad Europea son algunos ejemplos que reflejan bien esta voluntad de unidad europea.

Los programas marco

Los programas marco (PM) de investigación y desarrollo son instrumentos financieros utilizados para ejecutar la política colectiva de la Unión Europea en materia de ciencia y tecnología. Un comité de gestión compuesto por representantes de los Estados miembros y de los países asociados define las áreas de investigación financiadas, basándose en las propuestas de los investigadores de sectores determinados, consultados por la Comisión Europea. El apartado “Cooperación” del Séptimo Programa Marco (7PM) se divide en diez temáticas como la salud, la alimentación, las nanociencias o las biotecnologías, por citar algunas. La condición indispensable para que un proyecto sea escogido por el comité de expertos independientes encargado de la selección es contar con investigadores de por lo menos tres Estados miembros o países asociados.

Las acciones ERA-NET

Cada Estado miembro posee su propio sistema de financiación de la investigación. Las acciones ERA-NET están pensadas para fomentar la colaboración entre programas de investigación regionales y nacionales a fin de lograr objetivos comunes. En ese caso, los directores nacionales de programa de cada país, es decir, principalmente organismos de financiación, son quienes deciden las temáticas y las acciones que desean acometer juntos. En concreto, esto abarca desde el intercambio de información sobre los sectores de actividad de cada uno, hasta la presentación de propuestas conjuntas en convocatorias, pasando por la puesta en común de bases de datos. Los directores de programas nacionales tienen bastantes cartas en la mano para decidir lanzar una colaboración tan pronto como alcanzan un acuerdo, sin tener que esperar forzosamente una financiación exterior para llevar a cabo sus actividades. Aunque los propios países financien su proyecto, la UE abona los gastos inherentes a la coordinación, la formación y la gestión de las actividades del consorcio.

Las iniciativas en virtud del artículo 169

Todas las actividades de la Unión Europea deben apoyarse en una base jurídica. Por ejemplo, el programa marco lo rigen los artículos 166 y 167 del tratado de la UE. El artículo 169 permite que los Estados miembros y la Comisión Europea financien conjuntamente grandes iniciativas de interés científico. En la práctica, se trata de enlazar firmemente distintos programas nacionales de investigación, desde el punto de vista de la gestión, la financiación y la convocatoria de propuestas. A iniciativa de la Comisión Europea, el Consejo y el Parlamento Europeo deciden los sectores sobre los que se va a investigar. En el 6PM se lanzó la primera acción en virtud del artículo 169 en el campo de las enfermedades vinculadas a la pobreza en los países en desarrollo y el 7PM prevé cuatro nuevas acciones como la acción AAL (Ambient Assisted Living), que tiene por objeto mejorar la calidad de vida de las personas mayores empleando las tecnologías de la información y la comunicación.

Las ventajas de tal cooperación…

Ya se ha comprobado que este enfoque está funcionando: la colaboración entre investigadores de diferentes países europeos ha aumentado claramente, lo cual repercute favorablemente en los investigadores quienes, gracias a los proyectos europeos, pueden obtener más fondos que antes. Además, los directores de programas nacionales destacaron en un informe reciente que las acciones ERA-NET eran muy interesantes para los pequeños países con tendencia a especializarse en determinadas áreas. “Las ERA-NET son muy pertinentes en temas muy punteros (como las enfermedades raras), demasiado amplios para ser tratados a nivel nacional, pero que siguen siendo demasiado limitados para interesar a la investigación comunitaria”, añade Véronique Halloin, ingeniera civil química y secretaria general del FNRS (el Fondo Nacional para la Investigación científica) de Bélgica.

Para Véronique de Halleux, investigadora en el laboratorio de los polímeros de la Universidad Libre de Bruselas (ULB) participante en el proyecto ONE-P (Organic Nanomaterials for Electronics and Photonics) en el que participan 200 investigadores de diez países, la iniciativa sin duda alguna es un éxito. “Poder trabajar con investigadores de varios países europeos es una baza considerable puesto que nos permite disponer de los mejores especialistas. Jamás habríamos podido montar este proyecto sin ello”. Lo mismo opina su colega Jean-Louis Deneubourg, investigador y responsable de la Unidad de Ecología Social, participante en el proyecto MADE (Mitigating adverse ecological impacts of open ocean fisheries), que manifiesta: “Gracias a los proyectos europeos, se pueden complementar los conocimientos”. Incluso va más allá: “Sin estas iniciativas europeas, tendría que cerrar mi laboratorio”.

…y sus puntos débiles

Aunque las acciones ERA-NET estén bien establecidas, necesitan el apoyo político. A fin de mejorar este aspecto de la colaboración europea se creó el concepto de programación conjunta: un nuevo enfoque que pretende implicar a los ministros europeos previamente en las tomas de decisiones y lograr que aborden juntos la investigación en temas con importantes desafíos sociales, como el envejecimiento de los europeos, el cambio climático o la crisis financiera.

Los 32 Consejos de investigación europeos reunidos en EUROHORCS lamentan la falta de ayudas para los desplazamientos de los investigadores. De hecho, aunque los investigadores pueden obtener ayudas, no ocurre lo mismo con sus familias. Por lo tanto, a menudo, los científicos tienen que dejar de viajar cuando forman una familia.

Los directores de los programas nacionales destacaron los detalles que hay que mejorar y ya previeron cómo paliar los fallos de las iniciativas europeas. La ERA-NET Learning Platform va a facilitar los intercambios entre coordinadores de investigación y la puesta en común de información para los investigadores en un portal conjunto (NETWATCH). También está previsto que se identifiquen buenas prácticas para las convocatorias de propuestas. Y finalmente, Véronique Halloin menciona la cuestión de los “botes comunes virtuales” en ERA-NET. “Actualmente, no hay un auténtico bote común”, explica. “Cada país se queda con su dinero y lo reparte entre los investigadores seleccionados en su país. Con este funcionamiento, si un solo país dispone de científicos cruciales para tres de los mejores proyectos, pero sólo puede financiar uno, los otros dos corren el riesgo de no llegar a ser realizados”.

Lograr que investigadores de numerosos países trabajen en equipo no es nada fácil, así que para ello la Unión Europea no sólo tiene que tomar iniciativas para mejorar la colaboración de sus programas de investigación, sino también someter constantemente estas iniciativas a una evaluación rigurosa de los resultados obtenidos. Un proceso que aún tardará tiempo en madurar. Zamora no se ganó en una hora…

Élise Dubuisson

TOP