INVESTIGACIÓN

¿Para qué sirven los geólogos?

El auge de la sociedad de la información y la comodidad de la vida moderna hacen que muchos de nosotros olvidemos que el futuro de la humanidad, que contará con 9 mil millones de personas en el año 2050, sigue dependiendo del buen funcionamiento de los ecosistemas, así como de la disponibilidad y la calidad de los recursos naturales. Asimismo, la humanidad tiene que protegerse de los impactos de un amplio abanico de riesgos naturales. Muchos de estos recursos y de estos riesgos están relacionados con la geología. Se trata de los recursos geológicos y de los riesgos geológicos relacionados con la naturaleza, la estructura, la dinámica y la historia del mundo bajo nuestros pies.

© Maciej Klonowski
© Maciej Klonowski
© Maciej Klonowski
© Maciej Klonowski

Los recursos geológicos abarcan la energía, las aguas subterráneas, los recursos minerales, los suelos, el espacio subterráneo y el patrimonio geológico. El espacio subterráneo es un recurso cada vez más valioso para la construcción de infraestructuras (aparcamientos, túneles), pero también para almacenar allí los desechos más peligrosos (desechos tóxicos, radiactivos, CO2) por largos periodos de tiempo. El patrimonio geológico comprende los paisajes, los emplazamientos naturales de interés geológico y las construcciones realizadas a partir de materiales de origen geológico. Son precisamente estos materiales los que dan su aspecto característico a nuestros monumentos.

Como acaba de recordarnos el seísmo de Sichuan en China, la Tierra es un planeta vivo cuya corteza esta hecha de placas que se mueven en un baile continuo, bajo el efecto de las células de convección que remueven el manto. Los riesgos geológicos a veces son espectaculares cuando se materializan, pero la mayoría de las veces apenas se manifiestan. Todos ponen en peligro el patrimonio humano, algunos amenazan también la salud, e incluso las vidas humanas. Las erupciones volcánicas, los corrimientos de tierras y los seísmos son muy perceptibles, mientras que las emisiones de radón (origen de numerosos cánceres), la alternancia de los movimientos de expansión y contracción de los suelos ricos en arcilla, el desplome natural de las cavidades subterráneas, el exceso o el déficit de oligoelementos en las aguas subterráneas y los suelos apenas se perciben, siendo incluso invisibles sin los medios técnicos específicos para su observación.

Todo ocurre bajo nuestros pies

La información geográfica geológica, el conocimiento y el saber pericial sobre geología, tienen aplicaciones en numerosos campos. Son indispensables para localizar, caracterizar y gestionar los recursos geológicos, para reducir los impactos de los riesgos geológicos, para comprender el futuro y la migración de los contaminantes en los suelos y las aguas subterráneas. Sus usuarios privados y públicos son muy diversos, ya que constituyen elementos determinantes para la toma de decisiones y la formulación de políticas, particularmente dentro del contexto ético del desarrollo sostenible.

Mientras que los sensores a bordo de los satélites permiten una observación rápida y armonizada de la atmósfera y de la superficie de la Tierra, la geología sigue siendo casi inaccesible para la observación directa, con excepción de algunos afloramientos sobre el terreno y de las muestras de las perforaciones. El geólogo, en función del objeto de estudio (conocimiento geológico general, búsqueda de agua, estudios de un emplazamiento de almacenamiento de CO2, vigilancia de un corrimiento de tierras, modelización de los movimientos de los contaminantes en una capa freática…), utiliza diversas técnicas entre una amplia gama de técnicas de observación disponibles, la mayoría indirectas.

Esta diversidad de herramientas y de escalas de observación (de lo “macro” a lo “nano”) utilizadas en el transcurso de un mismo estudio, así como la capacidad de razonar en cuatro dimensiones (las tres dimensiones del espacio y la del tiempo) son propias de la observación geológica de la Tierra. El tiempo es una dimensión esencial puesto que los fenómenos geológicos son dinámicos. Para encontrar un yacimiento de minerales o de hidrocarburos con frecuencia hay que reconstituir el paisaje, el clima y las condiciones geológicas (posición de las placas, sedimentación, magmatismo, tectónica, etc.) tal y como eran hace cientos de millones de años, cuando se formaron los yacimientos, y luego se intenta comprender su evolución ulterior.

Hacia una infraestructura geológica europea

EuroGeoSurveys es la Asociación de los Servicios Geológicos Europeos, que cuenta con 33 miembros nacionales y más de 10.000 personas. Uno de sus objetivos es promover la contribución de las geociencias a las actividades y programas de acción de la Unión Europea y velar por el desarrollo de una infraestructura geológica europea.

Sus miembros son organismos públicos, que intentan conciliar, por un lado, la observación del subsuelo y la investigación aplicada, y por otro, las necesidades de la sociedad. Su tarea consiste en proporcionar información geográfica y conocimientos imparciales solicitados por sus usuarios, a escala nacional o regional. La investigación es un componente importante de su actividad, que responde a necesidades como: el desarrollo y la mejora de las técnicas de observación, prospección y modelización; el desarrollo del conocimiento geológico en cuatro dimensiones y el de los procesos geológicos; el desarrollo de la interoperabilidad de las informaciones geológicas entre países y entre las diferentes disciplinas de observación de la Tierra; la comprensión de la migración y del futuro de los contaminantes en las aguas subterráneas; el almacenamiento del CO2 en las formaciones geológicas y el aprovechamiento de la geotermia.

Esta investigación tiene una dimensión europea cada vez más importante. Hasta la fecha, los servicios geológicos europeos han contribuido en más de 150 proyectos del 5ºPrograma Marco y del 6PM de la Unión Europea, y se están iniciando nuevos programas dentro del 7PM(1).

La integración de la geología en las políticas y las legislaciones europeas sigue siendo por ahora muy parcial, pero va ganando terreno, teniendo en cuenta la creciente importancia de las cuestiones relacionadas con el acceso y la gestión de los recursos naturales, la reducción de los impactos de los riesgos naturales y el desarrollo de los sistemas de información geográfica paneuropeos.

Tanto la Comisión Europea como los Estados miembros tienen que hacer aún muchos esfuerzos para integrar el conocimiento geológico en la construcción europea y superar el obstáculo de la fragmentación de este conocimiento en los ámbitos nacionales y regionales. Para ello, Europa tendría que definir líneas directrices más claras a nivel comunitario, para ir más allá del enfoque actual basado en proyectos y desarrollar con los Estados miembros una verdadera capacidad geológica europea al servicio de la competitividad y del desarrollo sostenible.

Patrice Christmann
Secretario General de EuroGeoSurveys


TOP

Para saber más

Qué hay en la “caja de herramientas” de los geólogos…

  • Diversos sensores instalados en los satélites de observación de la Tierra.
  • Diversas tecnologías de geofísica aerotransportada.
  • Tecnologías de geofísica de tierra, tales como la exploración sísmica, que permiten desarrollar auténticos modelos en tres dimensiones del subsuelo y de sus recursos, particularmente en hidrocarburos.
  • Observaciones sobre el terreno y las perforaciones.
  • Geoquímica isotópica que, por ejemplo, permite obtener información precisa sobre la edad de las rocas y las condiciones de su génesis.
  • Estudio de fósiles de todos los tamaños, que permite datar los sedimentos, y el estudio de los sedimentos que permite la reconstitución de sus condiciones de depósito, de la paleogeografía de la cuenca sedimentaria y de su entorno.
  • Estudio de las inclusiones fluidas en algunos minerales proporciona información sobre las condiciones de génesis de las rocas y de los yacimientos minerales.
  • Modelos matemáticos que, a partir de un número limitado de observaciones, permiten describir un proceso y prever algunas situaciones (corrimientos de tierras, variaciones de las reservas de una capa de agua, geometría y reservas de un yacimiento).
  • Tecnologías de análisis y de formación de imágenes (microscopio óptico, de barrido electrónico, microsonda, radiocristalografía…).

www.eurogeosurveys.org



TOP