Recorrido de navegación

La UE mantiene su ayuda a las víctimas de las minas terrestres - 04/04/2011

Niña y niño víctimas de las minas terrestres © UE

Cada año, 10.000 personas pierden la vida víctimas de las minas terrestres. Muchas más sufren lesiones irreversibles o padecen la pérdida de algún ser querido. Buena parte los muertos y heridos son civiles, entre los que hay mujeres y niños.

A pesar de los esfuerzos internacionales para disminuir el impacto de las minas terrestres en todo el mundo, unos 65 países siguen estando afectados por estos y otros artefactos explosivos sin detonar.

La UE ha asumido un compromiso político y financiero con la campaña internacional en marcha. Desde su entrada en vigor en 1997, el Tratado sobre la prohibición de las minas (Convención de Ottawa) cuenta con el respaldo de la Unión Europea.

En lo económico, la UE y sus países miembros dedicaron 1.800 millones de euros a apoyar los objetivos de la Convención entre 2002 y 2009. Durante ese mismo periodo, la UE destinó más de 300 millones de euros de su presupuesto a reducir la amenaza que representan las minas terrestres y ayudar a las víctimas en 44 países.

En la actualidad, la UE financia proyectos como los siguientes:

  • En Angola el objetivo global es restablecer un mínimo de condiciones de vida y mejorar el acceso a las zonas sembradas de minas y otros artefactos explosivos sin detonar.
  • En Bosnia y Herzegovina las actividades incluyen una operación de desminado, así como la financiación del material utilizado en el centro nacional de retirada de minas y la formación de su personal.
  • Sri Lanka recibe ayudas para programas de desminado que, con el tiempo, harán posible la vuelta a sus hogares de las personas desplazadas a otros puntos del país.

En otros lugares, la UE contribuye a la formación sobre los riesgos de las minas y a los programas de ayuda a las víctimas.

Aunque muchos países dependen de esta ayuda a más largo plazo, la UE también puede intervenir rápidamente en caso de conflicto, o cuando este ya ha finalizado, para participar en operaciones de desminado o prestar asistencia inmediata a las víctimas.

La lucha contra las minas forma parte de todos los instrumentos de ayuda exterior de la UE y, por lo tanto, constituye un elemento clave en las políticas humanitarias y de desarrollo. Cuando un país recibe ayuda de la UE, también se le pide que dé prioridad a la lucha contra las minas. Esto garantiza la implicación nacional en los programas y asegura su impacto a largo plazo.

Más sobre la eliminación de las minas terrestres English

4 de abril - Día Internacional de Información sobre el Peligro de las Minas y de Asistencia para las Actividades Relativas a las Minas

Elija fondo negro Tamaño normal Aumentar 200% Enviar a un amigo Imprimir

 

¿Ha encontrado la información que buscaba?

No

¿Qué buscaba?

¿Tiene alguna sugerencia?

Enlaces útiles