Recorrido de navegación

La UE crece más despacio, pero resiste - 28/04/2008

Gráfico de barras de colores con columnas de cifras superpuestas

Desaceleración económica y aumento de la inflación, consecuencias previstas de las turbulencias financieras y el enfriamiento mundial

En sus previsiones económicas de primavera, la Comisión pronostica una desaceleración del crecimiento económico de la UE, que pasará del 2,8% en 2007 al 2,0% en 2008 y el 1,8% en 2009. La evolución será similar en la eurozona, aunque con niveles de crecimiento algo inferiores (1,5% en 2009).

La tendencia debe enmarcarse en una acusada ralentización mundial, con Estados Unidos al borde de la recesión, persistentes turbulencias en los mercados financieros y precios récord de las materias primas. Con todo, se espera que la economía de la UE salga relativamente bien parada de estos choques externos gracias a la solidez de sus indicadores fundamentales.

El brusco aumento del precio de los alimentos y de la energía hace prever un breve aumento de la inflación, que pasará del 2,4% en 2007 a un 3,6% este año antes de volver al primer valor en 2009. La eurozona seguirá la misma pauta, aunque 0,3 puntos porcentuales por debajo.

Si bien el mercado de trabajo tampoco saldrá indemne, se prevé la creación de 3 millones puestos de trabajo en 2008-2009, sumados a los 7,5 millones creados en 2006-2007. El desempleo tocará fondo en el 6,8% (7,2% en la eurozona).

Tras años de saneamiento por los Gobiernos, los déficits presupuestarios aumentarán ligeramente en el periodo contemplado, hasta el 1,2% del PIB en la UE y el 1,0% en la eurozona (en 2008). En 2009, y salvo cambio de políticas, las cifras en general se estabilizarán.

Elija fondo negro Tamaño normal Aumentar 200% Enviar a un amigo Imprimir

 

¿Ha encontrado la información que buscaba?

No

¿Qué buscaba?

¿Tiene alguna sugerencia?

Enlaces útiles