Recorrido de navegación

Vaca con etiquetas de oreja © UE

La Comisión trabaja para proteger a los consumidores y garantizar la integridad de los alimentos envasados que se venden en la UE: en las etiquetas debe figurar lo que al consumidor le interesa.

Las normas europeas de seguridad alimentaria y protección del consumidor son claras: los consumidores deben estar informados de lo que compran y en las etiquetas deben figurar todos los ingredientes.

El hallazgo de carne de caballo en productos etiquetados como de vacuno ha revelado que esta obligación fundamental no siempre se cumple. La carne de caballo puede venderse en la UE, pero debe constar en la etiqueta como todos los demás ingredientes del producto.

Los Estados miembros se han ocupado de garantizar que los productos etiquetados incorrectamente se retiren de la venta.

La Comisión tuvo noticia del problema el 8 de febrero por una información de las autoridades británicas. Se alertó a todos los países de la UE a través de la red de información de seguridad alimentaria English . Cuando los países empezaron a investigar la cuestión, comprobaron que no eran pocos los productos cárnicos adulterados con carne de caballo.

¿Qué está haciendo la UE actualmente? 

La Comisión ha elaborado un plan de la UE para coordinar un programa de un mes destinado a comprobar la presencia de carne equina no declarada en diversos productos y la presencia en la carne equina del analgésico fenilbutazona, cuya administración a animales destinados al consumo humano es ilegal.

El 15 de febrero los gobiernos nacionales aprobaron el plan, con la opción de prorrogar las comprobaciones un mes más.

¿Qué va a hacer la UE en el futuro?

A partir del 13 de diciembre de 2014, las normas de la UE exigirán también que se indiquen las proteínas añadidas a los productos cárnicos procedentes del mismo tipo de animal.

La Comisión presentará propuestas sobre:

  • la mejora de la armonización de las sanciones en caso de fraude en la cadena de suministro
  • la ampliación de las normas de la UE sobre el origen de los productos alimenticios a fin de incluir más tipos de alimentos (por ejemplo, además de huevos, miel y vacuno de fuera de la UE) y todos los tipos de carne.

La mejora del etiquetado no es un medio para garantizar que los alimentos presentes en el mercado sean seguros. Según la legislación, los productores y los vendedores solo pueden vender alimentos que sean seguros.

La finalidad de la mejora del etiquetado es permitir a los consumidores elegir con conocimiento de causa los alimentos que van a comprar y consumirlos con seguridad.

Más información sobre las normas de seguridad alimentaria de la UE

Elija fondo negro Tamaño normal Aumentar 200% Enviar a un amigo Imprimir

 

¿Ha encontrado la información que buscaba?

No

¿Qué buscaba?

¿Tiene alguna sugerencia?

Enlaces útiles