Marco legislativo

En determinadas circunstancias, puede ser interesante recibir asistencia médica fuera del país de residencia:

  • cuando se vive cerca de la frontera y el hospital o el médico del país vecino son los que más cerca están
  • cuando hay que esperar demasiado para acceder a un tratamiento particular en el propio país
  • cuando se precisa un tratamiento especializado.

Nuevas normas sobre tratamiento y reembolso

En la última década, el Tribunal de Justicia de la Unión Europea dictó sentencias que confirman el derecho de los pacientes a ser tratados fuera de su país de residencia y a que se les reembolse el tratamiento bajo determinadas condiciones. Sin embargo, las normas aplicables no estaban aún del todo claras.

La Directiva 2011/24/UE, sobre los derechos de los pacientes en la asistencia sanitaria transfronterizapdf, aclara estas normas,  y además:

  • crea una red de puntos de contacto nacionales encargados de ofrecer información clara y exacta sobre la asistencia sanitaria transfronteriza
  • ayuda a los países de la UE a poner en común su experiencia sobre la mejor atención posible al paciente, utilizando, por ejemplo, las nuevas tecnologías sanitarias
  • establece unas normas europeas sobre los elementos que deben contener como mínimo las recetas médicas de un país de la UE para que el paciente pueda utilizarlas en otro (receta transfronteriza).

Antes de partir...

Es conveniente:

  • conocer las condiciones aplicables al tratamiento que se vaya a recibir y al reembolso al que se tiene derecho
  • estar bien informado sobre la calidad y la seguridad del tratamiento que se dispensa en otros lugares
  • conocer el procedimiento para presentar una reclamación y hallar una solución adecuada en caso de que algo salga mal
  • informarse de los derechos de acceso a la sanidad en otros países de la UE en el portal Tu Europa
  • preguntar en el punto de contacto nacional Elija traducciones del enlace precedente English (en) de su país.