Recorrido de navegación

Infraestructuras para un desarrollo sostenible

Unas infraestructuras de buena calidad son factor clave del desarrollo sostenible. Para poder prosperar y ofrecer a su población un nivel de vida aceptable, todo país debe contar con sistemas eficaces de transporte, saneamiento, energía y comunicaciones. Por desgracia, muchos países en desarrollo poseen infraestructuras deficientes, lo que dificulta su crecimiento y merma su capacidad comercial en la economía global.

Infraestructuras

EuropeAid cree firmemente en las políticas de apoyo a las infraestructuras, la inversión y los servicios en los países en desarrollo. Los fondos destinados a este ámbito representan una quinta parte del total de la ayuda oficial al desarrollo que gestiona EuropeAid.

Los principales temas de cooperación entre la Comisión y los países en desarrollo son:

  • Transportes
  • Agua y saneamiento
  • Energía
  • Tecnologías de la Información y la Comunicación
  • Desarrollo urbano

La Comisión canaliza su financiación principalmente a través de programas nacionales y regionales que se elaboran en cooperación con los países beneficiarios, aunque EuropeAid también suministra fondos a través de programas sectoriales en campos como los del agua y la energía.

La inversión en infraestructuras puede contribuir a la consecución de los Objetivos de Desarrollo del Milenio al facilitar el acceso a la sanidad y la educación, generar empleo e incrementar la capacidad comercial del país, al tiempo que reduce los costes de los bienes y servicios. Pero, además, unas buenas infraestructuras facilitan la labor de los agentes económicos y contribuyen a mejorar el medio ambiente.

Transportes eficaces

Una proporción significativa de los fondos que la Comisión destina al desarrollo se utiliza para ayudar a los países asociados a mejorar su sistema de transportes.

Disponer de carreteras, ferrocarriles, puertos y aeropuertos de calidad es fundamental para el buen funcionamiento de sectores económicos tan importantes para el mundo en desarrollo como la agricultura, la industria, la minería o el turismo. Pero unas infraestructuras de transporte eficaces también pueden mejorar la prestación y el acceso a los servicios sociales más importantes, como la sanidad y la educación.

La Comisión quiere ayudar a mejorar los transportes los países asociados como medio para alcanzar objetivos más amplios: reducir la pobreza, mantener el crecimiento económico y estimular el desarrollo social. Y es indudable que mejorar las infraestructuras de transportes también contribuirá a la integración de los países en desarrollo en la economía global.

Para ello la Comisión trabaja en asociación con las partes interesadas de cada país y los demás donantes de ayuda. Se trata de introducir mejoras que respondan a las necesidades locales, de forma segura, asequible, eficaz y con un impacto ambiental mínimo.

Ayuda regional

Entre 1995 y 2006, la Comisión destinó casi 6.500 millones de euros a 682 proyectos de transportes, principalmente en los países de África, el Caribe y el Pacífico English (en) français (fr) (ACP). De hecho, esta región recibió el 80% de los fondos de ayuda al desarrollo asignados por la Comisión a la mejora de los transportes.

La mayor parte se destinó a mejorar el transporte por carretera en los países ACP, con el objetivo último de apoyar el crecimiento económico y ofrecer soluciones sostenibles, sobre todo a través de planes de mantenimiento de la infraestructura viaria.

En la región de Vecindad, la Comisión ha creado el Fondo de Inversión en favor de la PEV para soportar proyectos para infraestructuras como los transportes, la energía, el medioambiente y cuestiones sociales (por ejemplo: construcción de escuelas u hospitales). Estos países también reciben fondos de la Comisión a través de otros programas regionales como TRACECA y programas indicativos nacionales.

Las intervenciones de la Comisión en el sector de los transportes asiático e iberoamericano han sido bastante escasas hasta ahora. Los fondos se destinan principalmente a mejorar las carreteras en ambas regiones, aunque también, en parte, al transporte aéreo en los países asiáticos.

 

 

Más información:

 

 

 

Última actualización: 17/02/2012 | Comienzo