Title of the document in the language of the document - European Commission

Navigation path

Additional tools

  • Print version
  • Decrease text
  • Increase text



Tratados e instituciones europeas

El principal objetivo del Tratado de funcionamiento de la Unión Europea (TFUE), como el de los tratados anteriores, es la integración progresiva de los Estados europeos y el establecimiento de un mercado común basado en las cuatro libertades de circulación (de bienes, personas, capitales y servicios) y en la gradual aproximación entre las políticas económicas.

Para ello, los Estados miembros han renunciado a parte de su soberanía y otorgado a las instituciones europeas el poder de adoptar una legislación (reglamentos, directivas y decisiones) que prevalece sobre el Derecho nacional.

Esta legislación, denominada "Derecho derivado", es la tercera gran fuente de Derecho de la Unión después de los tratados (Derecho primario) y los acuerdos internacionales.

Forman parte del Derecho derivado los actos jurídicos obligatorios (reglamentos, directivas y decisiones) y no obligatorios (resoluciones dictámenes) contemplados en el Tratado de funcionamiento de la Unión Europea, pero también toda una serie de disposiciones de otro tipo: por ejemplo, los reglamentos internos de las instituciones o los programas de acción.