Recorrido de navegación

Small Business Portal EMAS Ecolabel GPP Awards

Residuos

ResiduosExiste diversa normativa de la UE que aborda los distintos aspectos relacionados con el problema de los residuos y su gestión. En ellos se hace a las empresas responsables de garantizar el tratamiento de los residuos que generan de una forma eficiente, segura y respetuosa con el medio ambiente.

Gran parte de la legislación existente en la UE adopta un enfoque específico para cada producto, y regula sectores tales como el de envases, vehículos, pilas o aparatos eléctricos. Merced a la adopción del principio de “responsabilidad del productor”, estas leyes obligan a las empresas productoras o manipuladoras de determinados productos a garantizar su tratamiento satisfactorio una vez que llegan a la basura (así como a pagar la gestión de dichos residuos).

Aunque las normas puedan parecer complicadas, existen diversos instrumentos de apoyo. Hay varios programas nacionales de adhesión voluntaria a los que pueden unirse las empresas, para ayudarles a reducir los trámites administrativos y el estrés asociado a esos trámites. 

La gestión de residuos conlleva un coste para las empresas. Sin embargo, también pueden obtener beneficios financieros derivados de la mejora de su eficiencia y de la reducción del uso de materiales. También existen múltiples posibilidades de financiación a nivel de la UE, nacional o regional para ayudar a reducir el impacto de los residuos generados por las empresas. 

Aunque existen varios criterios y objetivos mínimos establecidos conjuntamente a nivel de la UE, se ofrece cierto grado de flexibilidad en la traslación de las normas a la legislación nacional, lo que significa que cada país ha podido desarrollar su propio sistema para garantizar el cumplimiento de las normas.

Existen diversas leyes específicas relacionadas con los siguientes residuos:

También existe diversa legislación europea que trata el problema de los residuos biológicos, los vertederos, las incineradoras, el transporte de residuos, los lodos de depuradoras, los residuos peligrosos, los residuos mineros, el dióxido de titanio, los PCBs y PCTs, los residuos radiactivos y los residuos agrícolas y alimentarios.

La Comisión Europea propuso una nueva estrategia “temática” sobre la prevención y el reciclaje de residuos a finales de 2005, que subrayaba la adopción de un planteamiento a largo plazo sobre el problema de los residuos La estrategia ha dado lugar a varias propuestas, incluida una revisión de la directiva marco sobre residuos de la UE. En el futuro se adoptarán nuevas medidas.

Comisión Europea:

Legislación:

Pilas

La legislación de la UE abarca todo tipo de pilas. Contiene una serie de medidas para el establecimiento de diversos programas tendentes a alcanzar un elevado índice de recogida y reciclaje de pilas, a través de unos objetivos cuantitativos de recogida y reciclaje. Existen unas normas mínimas que regulan la responsabilidad del fabricante, el etiquetado de las pilas y la forma de eliminarlas de los equipos.

Comisión Europea:

Legislación:

Otros enlaces útiles (externos):

Envases

Todos los envases que llegan al mercado están incluidos en la Directiva de envases de la UE, tanto si se trata de envases usados como si han sido recogidos en instalaciones industriales, comerciales, oficinas, establecimientos, en el sector terciario o en los hogares.

Los fabricantes o usuarios de los materiales de envasado deben garantizar la recuperación de un porcentaje determinado del material una vez convertido en residuo. Existen unos objetivos establecidos en función de los materiales utilizados en el sector de envases, y los límites fijados son cada vez más estrictos, al objeto de que en 2008 se recicle entre un 55% y un 80% de todos los residuos de envases generados en todos los países de la UE.

La mayoría de los países de la UE utilizan el “sistema del punto verde” para ayudar a la industria a cumplir sus obligaciones con respecto a la gestión de los residuos de envases.

Comisión Europea:

Legislación:

Otros enlaces útiles (externos):

  • Pro-Europe (coordinador de las organizaciones del punto verde), con enlaces a los distintos programas nacionales

Aparatos eléctricos y electrónicos

Por ser el tipo de residuos que más está aumentando en toda la UE, la legislación sobre residuos de aparatos eléctricos y electrónicos (la Directiva WEEE de la UE) pretende aumentar el reciclado de estos materiales al final de su vida útil y garantizar el tratamiento seguro de los productos químicos peligrosos que contienen.

Los fabricantes, y a veces también los importadores y distribuidores de estos aparatos, son responsables de financiar la retirada, recogida y reciclaje de los dispositivos eléctricos y electrónicos, y se ofrecen incentivos para lograr que su diseño sea más eficiente desde el punto de vista medioambiental. Todas estas empresas debe adherirse a una serie de sistemas nacionales, y los fabricantes deben etiquetar sus equipos con arreglo al procedimiento estándar. Hay una serie de objetivos cada vez más estrictos de reciclado de residuos de aparatos eléctricos y electrónicos (RAEE o WEEE, según sus siglas en inglés), establecidos a escala europea, así como unas normas de tratamiento que hay que cumplir.

Según la normativa, los consumidores deben poder devolver sus equipos sin coste alguno. Los distribuidores minoristas de estos aparatos deben informar a sus clientes del procedimiento que deben seguir para ello, y son responsables de organizar los sistemas de retirada en sus propios establecimientos o en unos puntos de recogida colectiva.

Las empresas deben garantizar la oportuna recogida de los aparatos eléctricos y electrónicos que utilizan al final de su vida útil.

La normativa abarca nueve categorías de aparatos, que van desde los electrodomésticos hasta los equipos médicos. Las normas también asignan una serie de responsabilidades a la producción histórica de residuos, que afecta a los residuos generados antes de la entrada en vigor de la normativa, y se reparten en función de la cuota de mercado que controla actualmente cada fabricante.

La directiva sobre la restricción de las sustancias peligrosas (la Directiva RoHS), que está estrechamente relacionada con ello, requiere la sustitución de diversos metales pesados (plomo, mercurio, cadmio y cromo hexavalente) y de los materiales ignífugos bromados (polibromobifenilos [PBB] o polibromodifeniléteres [PBDE]) que contienen los aparatos eléctricos y electrónicos.

Comisión Europea:

Legislación:

Otros enlaces útiles (externos):

  • La Plataforma Europea de Reciclaje (ERP) es un programa europeo de recogida, que funciona en nueve países europeos (Alemania, Austria, España, Francia, Irlanda, Italia, Polonia, Portugal y Reino Unido).
  • El Foro WEEE es una asociación de los sistemas de recogida de WEEE existentes en Europa. 

Aceites

En Europa la industria consume cada año más de 4 millones de toneladas de aceites, y la mitad de ellos se convierten en residuos. Según la normativa de la UE, las empresas consumidoras de aceites deben garantizar su recogida y eliminación de forma respetuosa con el medio ambiente, para que no terminen contaminando el suelo o el agua. Las normas dan prioridad a la regeneración del aceite y existe un sistema de autorizaciones para las empresas dedicadas a la recogida y tratamiento de aceites.

Comisión Europea:

Legislación:

Vehículos al final de su vida útil

Las normas relativas a los residuos de automóviles y otros vehículos de carretera estipulan que los fabricantes deben limitar la utilización de sustancias peligrosas, fabricar vehículos más reciclables en el futuro e incluir cada vez mayor cantidad de materiales reciclados.

Existen diversos sistemas nacionales de recogida de vehículos usados al final de su vida útil, cuya financiación corre a cargo de los fabricantes de automóviles, y de tratamiento de vehículos usados, para eliminar los componentes contaminantes y fomentar su reciclado. La UE ha fijado una serie de objetivos cada vez más ambiciosos con respecto a la reutilización o el reciclaje de los materiales que incorpora un coche, que debe alcanzar un porcentaje del 95% en el año 2015.

Comisión Europea:

Legislación:

Su contacto más próximo

Su contacto más próximo
| Top