• Versión impresa

Consulta del Gobierno irlands sobre el desarrollo urbano sostenible

04/08/2008

  • Irlanda

El Ministerio de Medio Ambiente de Irlanda ha publicado un proyecto de directrices para la consulta pública sobre la planificación del desarrollo residencial sostenible en ciudades, pueblos y aldeas irlandesas.

En el curso de la última década, Irlanda ha experimentado cambios económicos y sociales sin precedentes. Los rápidos cambios demográficos y de los modelos de asentamientos humanos han aumentado considerablemente la demanda de vivienda en todo el país, ejerciendo presión sobre la infraestructura existente y la consiguiente expectativa de una buena calidad de vida. Sólo para dar algunos ejemplos, para el año 2020, se prevé que la población de la ciudad de Dublín aumente un 12%, es decir, a casi 1,5 millón de habitantes, la ciudad de Cork en un 25%, a casi 150.000 personas y la ciudad de Galway en un 45%, es decir, a 105.000 personas.

“No es sostenible una huella cada vez más importante de nuestras zonas urbanas, tenemos que aplicar políticas y prácticas para consolidarlas manteniendo un desarrollo residencial de alta densidad en los lugares correctos, bien atendidos en lo relativo al transporte público y los servicios colectivos y construidas con arreglo a las más altas normas posibles”, afirma John Gormley, ministro irlandés de medio ambiente, patrimonio y gobierno local.

Por tanto, el Gobierno ha publicado el proyecto de directrices de planificación (1)

 centrado en la creación de comunidades sostenibles mediante la incorporación de las más altas normas de diseño y proporcionando un enfoque coordinado para la infraestructura y los servicios esenciales. Un elemento clave es un manual sobre las mejores prácticas de diseño urbano (2) que ilustra cómo pueden aplicarse las directrices con eficacia y coherencia a través de diferentes escalas de desarrollo urbano en todo el país.

Planificación para el crecimiento

Los objetivos de las nuevas directrices son los siguientes:

Establecer requisitos de planificación más estrictos para facilitar el desarrollo de comunidades sostenibles mediante el fortalecimiento de la planificación y el suministro de servicios complementarios y actividades recreativas;

Ayudar a lograr un uso eficiente del suelo urbano a través de una densidad de la vivienda adaptada a la ubicación y disponibilidad de servicios e infraestructuras de organización, especialmente el transporte y

Establecer altas normas en lo relativo al territorio e infraestructuras a fin de satisfacer las necesidades del contexto irlandés.

Las directrices vienen a sumarse y complementan la considerable labor ya realizada a nivel del gobierno central y local para planificar el crecimiento previsto de la manera más adecuada en favor de la creación de comunidades sostenibles en condiciones de alta calidad de vida.

Perspectiva representativa

La preparación del proyecto de manual y la guía de diseño urbano complementaria fue supervisada por un grupo coordinador de gran representatividad integrado por funcionarios del Departamento de Medio Ambiente, Patrimonio y Gobierno Local y administraciones de ordenación territorial, junto con representantes del Instituto Irlandés de Planificación, el Real Instituto de Arquitectos de Irlanda, la Asociación irlandesa de constructores de viviendas y la junta irlandesa de planificación.

El manual de diseño urbano ilustra las mejores prácticas en la aplicación de las políticas de desarrollo sostenible y los principios de diseño urbano con arreglo a lo establecido en el proyecto de directrices de planificación. El manual esboza los criterios esenciales para la sostenibilidad del desarrollo urbano residencial y demuestra cómo pueden integrarse y facilitarse los nuevos avances a través de una escala de distancias y zonas.

Los 12 criterios para utilizar ambas guías tanto en las consultas de aplicación previas a la planificación como para evaluar las aplicaciones de cada planificación en lo individual incluyen: el barrio, en lo que atañe el contexto y la adaptación; el sitio propiamente dicho, en lo que se refiere a la seguridad, protección y facilidad de conciliación así como la vivienda, en términos de calidad del diseño, comodidades e inclusive aparcamiento (sea de coches o bicicletas).

“La creatividad y el enfoque favorecido en las directrices y el manual de mejores prácticas de diseño han de garantizar que, a la hora de satisfacer las nuevas necesidades de vivienda en las ciudades, pueblos y aldeas de todo el país durante los próximos 20 años, se haga de modo a hacer realidad comunidades más sostenibles”, añade el ministro.

Más información:

http://www.environ.ie English

(1) http://www.environ.ie/en/Publications/DevelopmentandHousing/Planning/FileDownLoad,16691,en.pdf

(2) http://www.environ.ie/en/Publications/DevelopmentandHousing/Planning/FileDownLoad,16692,en.pdf