• Versión impresa

Construcción de puertos a partir de materiales reciclados

04/04/2011

  • Construcción,
  • Reciclaje
  • Suecia
699_es.html

Un consorcio escandinavo mezcla sedimentos contaminados con aglutinantes especiales para producir materiales de construcción. Para los puertos, constituye una alternativa sostenible al vertido en el mar o en tierra.

Gracias a una reglamentación más estricta, se ha reducido el uso de productos químicos peligrosos y metales pesados en la actividad industrial. Sin embargo, han dejado un legado en forma de suelos y sedimentos contaminados. Esta contaminación es un dolor de cabeza para la industria marítima en general y para los trabajos de draga en particular, que sacan a la superficie sedimentos con contenido en bifenilos policlorados cancerígenos, cadmio, plomo o mercurio. Las autoridades portuarias se enfrentan a la disyuntiva de verter esos sedimentos al mar, la opción barata y contaminante no exenta de limitaciones, o trasladarlos a vertederos en tierra, una alternativa cara.

Un consorcio sueco-noruego puso en marcha un proyecto EUREKA para tratar los sedimentos contaminados y otros materiales procedentes de dragados. Los socios ya habían colaborado previamente en un estudio sobre técnicas de estabilización y solidificación para la agencia sueca de protección del medio ambiente. El proyecto, denominado STABCON, puso a prueba los métodos y elaboró directrices de uso.

El primer paso consistió en comparar las distintas alternativas de tratamiento de los sedimentos: vertido, solidificación y estabilización, o dragado y eliminación en tierra. La opción de estabilización y solidificación demostró ser sostenible y económicamente ventajosa. Los sedimentos contaminados se mezclan in situ con aglutinantes, formando un material sólido en el que quedan capturadas las sustancias nocivas.

Se llevaron a cabo pruebas para identificar la composición del aglutinante y los procedimientos de mezclado más adecuados para distintos tipos de contaminantes y sedimentos. El aglutinante empleado fue una mezcla de cemento y Merit 5000, un subproducto de la producción de acero. Esta combinación consiste en un cemento de escorias capaz de ligarse químicamente a los metales pesados durante el proceso de curado.

El paso final consistió en volcar los resultados en un informe y en generar directrices para las autoridades portuarias, que les permitieran valorar la viabilidad de la estabilización y la solidificación, así como seleccionar el aglutinante más adecuado a sus condiciones locales. Por otro lado, se establecían principios de diseño para reutilizar los sedimentos así tratados en infraestructuras portuarias, como superficies pavimentadas, zonas de carga y edificios.

STABCON llevó a cabo el estudio piloto en el puerto sueco de Oxelösund que, de hecho, era uno de los socios del proyecto. El puerto necesitaba retirar sedimentos contaminados para construir una ampliación, pero estaba obligado a cumplir la estricta legislación medioambiental de Suecia.

El objetivo consistía en dragar una parte del puerto y tratar los sedimentos para reutilizarlos en las nuevas infraestructuras de tierra. Así que se dragaron alrededor de 500 m3 de sedimentos blandos y se reforzaron con una mezcla de cemento y Merit 5000. Los resultados fueron excelentes. Una vez que el nuevo material se estabilizaba, no sufría degradación química ni deterioro físico. Incluso demostró ser un material resistente.

STABCON ya se ha materializado en nuevos contratos para los participantes. Varios puertos de Suecia han demostrado un gran interés en este método rentable de “estabilización y solidificación”, y muchos ya están llevando a cabo pruebas con sus propios sedimentos, solicitando asesoramiento a los socios de STABCON. Entretanto, se ha puesto en marcha un proyecto más amplio de I+D, extendido a toda la región del Báltico, gracias en parte a los logros del proyecto EUREKA.

Más información

  • STABCON:
    http://www.stabcon.com/ English