• Versión impresa

Edificios nuevos con ladrillos viejos  

13/11/2013

La reutilización de materiales de construcción no es nada nuevo. Durante siglos, el hombre ha demolido edificios antiguos a fin de obtener materiales para sus nuevas construcciones. Sin embargo, en la actualidad los escombros procedentes de la construcción causan grandes quebraderos de cabeza a las administraciones locales. Hay que enviarlos a vertederos o bien triturarlos y reutilizarlos como material agregado.

Un proyecto respaldado por la iniciativa Ecoinnovación del Programa marco para la competitividad y la innovación (CIP) demuestra que no tiene por qué ser así. El proyecto REBRICK ha creado dos plantas de demostración en Dinamarca, en las que se extraen los ladrillos aprovechables de los escombros de la construcción y se preparan para su reutilización, aplicando un sistema patentado que retira el cemento y el hormigón mediante vibración.

El sistema promete importantes ventajas medioambientales según la empresa danesa Gamle Mursten que lo ha desarrollado. No utiliza agua ni productos químicos y reduce en un 98 % el consumo de energía en comparación con la fabricación de ladrillos nuevos. Por cada ladrillo, el ahorro de gases con efecto invernadero es de 0,5 kg, lo que representa un ahorro de 8 toneladas de CO2 por una vivienda media.

El proyecto ha establecido con éxito un mercado para los ladrillos viejos en Dinamarca. Claus Nielsen, Director General de Gamle Mursten, argumenta que estos ladrillos tienen carácter. «La historia se transmite de los ladrillos viejos al nuevo edificio», afirma. REBRICK ha cooperado con las administraciones locales para reutilizar los escombros de la construcción que recogen.

Gamle Mursten está estudiando ahora su expansión a Alemania y Polonia. Solo en Dinamarca, se calcula que el proyecto podría permitir la reutilización de 30 millones de ladrillos anualmente y la creación de 400 puestos de trabajo en el sector del «ladrillo viejo».

Datos del proyecto REBRICK

Duración: de junio de 2011 a diciembre de 2013

Socios: Gamle Mursten (Dinamarca), SCAN-VIBRO (Dinamarca), BauArte (Alemania), D'Appolonia (Italia).

Financiación: 1 465 868 €, de los cuales 718 275 € proceden de la iniciativa Ecoinnovación

Sitio web: http://www.gamlemursten.eu/ English