• Versión impresa

Un grupo cervecero español gana el Premio EMAS 2010 por su eficiencia en recursos

28/07/2011

  • Europe
639_es.html

La fábrica de cerveza más grande de Europa ha ganado un premio europeo a la gestión ecológica por reducir sus residuos un 90%, rebajar sus emisiones de CO2 a la mitad y disminuir su consumo de agua durante la última década.

“Crecer en tamaño, pero no en impacto sobre el medio ambiente” es el lema de Mahou-San Miguel, el grupo cervecero más importante de España. Esta empresa por valor de 1100 millones de euros cuenta ahora con un admirador muy especial: el Comisario de Medio Ambiente de la UE Janez Poto─Źnik. En noviembre de 2010, presentó a su planta de Alovera, en Guadalajara, como ganadora del Premio 2010 del sistema comunitario de gestión y auditoría medioambientales (EMAS) en la categoría de “grandes organizaciones”.

EMAS anima a las organizaciones públicas y privadas a evaluar, registrar y mejorar su comportamiento medioambiental y sus beneficios al mismo tiempo. Los Premios EMAS 2010 se concedieron a las mejoras más importantes en cuanto a eficiencia de recursos desde 2000, y registraron un récord de participación de 42 organizaciones procedentes de 15 países europeos.

Mahou-San Miguel es el primer grupo cervecero europeo que ha ganado un premio EMAS. Su fábrica de Alovera, la más grande de Europa, cuenta con varias innovaciones que impresionaron al jurado. Entre ellas destaca una reducción del 90% de los desechos sólidos de la planta a través de una campaña para aumentar la concienciación sobre la segregación de residuos. Esta iniciativa incluye la creación de un proceso de segregación paso a paso y el uso de residuos orgánicos como compost. La recuperación de los subproductos aprovechables ha aumentado hasta el 99,8%. El vidrio y las etiquetas de las botellas se reciclan para fabricar botellas nuevas y cajas de zapatos.

La planta cervecera también ha rebajado su consumo energético un 34% y sus emisiones de CO2 un 45% a través de un sistema de gestión de la energía que reduce las necesidades de calentamiento y emplea el biogás como combustible alternativo. El biogás ha pasado a sustituir el 6,9% del combustible externo. El consumo de agua ha disminuido una quinta parte gracias a la completa automatización de la producción. El peso de los embalajes se redujo un 17% entre 1998 y 2008, en comparación con la reducción media del 12,5% de todo el sector.

Todas estas mejoras se han logrado al tiempo que la empresa ha aumentado su producción un 52%. El grupo ha invertido en las mejores tecnologías disponibles y ha cosechado los beneficios de la eficiencia. En 2010 reservó 5 millones de euros para operaciones ecológicas.

EMAS también tuvo en cuenta que, desde 2006, Mahou-San Miguel ha extendido su perspectiva ecológica a la cadena de suministro. Para ello, ha celebrado acuerdos con proveedores químicos para el uso de envases reciclables. El grupo exige a los proveedores de vidrio que acepten los residuos de este material de la fábrica para usarlos en la producción de nuevas botellas que luego recompra. Los palés de madera han sido sustituidos por otros de plásticos con mayor capacidad de regeneración y reutilización.

En el futuro, la empresa prevé el uso de disolventes ecológicos para reducir la producción de residuos peligrosos.

Más información

Nuevas normas EMAS en 2010

EMAS está implantado en la UE desde 1995. Más de 4400 organizaciones y 7600 plantas están registradas en el sistema EMAS. Las nuevas normas el sistema (EMAS III) entraron en vigor en enero de 2010. Su objetivo era incrementar la participación en el sistema voluntario ampliándolo a las organizaciones de fuera de Europa, reduciendo las tasas para las pequeñas y medianas empresas (PYME) y promoviéndolo a mayor escala. También se reforzaron los requisitos de registro.

Más información:

http://ec.europa.eu English