AVISO JURÍDICO IMPORTANTE - La información que se ofrece en estas páginas está sujeta a una cláusula de exención de responsabilidad y a un aviso de Copyright

esdeenfritpt


Cultura y Desarrollo Rural

| Sumario |

 

Maestrazgo-Teruel
el desafío del desarrollo
sostenible a partir de la identidad

Para el grupo LEADER Maestrazgo-
Teruel, (Aragón, España), la valorización del
patrimonio –natural y cultural– está dirigido tanto a
un cambio de mentalidad como al fomento de los recursos del país.

 

Anochece en la pequeña plaza de Molinos. Sentados en bancos y escaleras, los viejos discuten y observan a los grupos de jóvenes que toman una copa en la terraza del café. Los niños bajan en monopatín por las empinadas callejuelas del pueblo. Los inmuebles que rodean la plaza, restaurados y hábilmente alumbrados en su mayoría, representan alrededor de 1000 años de historia. Estos forman el decorado ideal de un escenario que contiene todo el arte de vivir, la buena convivencia del Mediterráneo. Pero el camino es largo hasta el mar: estamos en el Maestrazgo, provincia de Teruel, el extremo oriental de los Montes Ibéricos, una de las regiones más inaccesibles de España.

"¡Eso es finalmente el desarrollo!" exclama Mateo Andrés. "En este pueblo de 400 habitantes aún hay animación a las 10 de la noche. Hace algunos años, nadie salía por la noche en esta temporada... ¡Se siente que hay vida, que algo pasa!"

Los responsables del Centro para el Desarrollo del Maestrazgo son inagotables cuando se refieren a los cambios que han intervenido en la comarca desde hace diez años. Molinos es una localidad pionera para la zona LEADER: desde las primeras elecciones municipales democráticas en 1979, el municipio se lanzó en la tarea de valorizar su patrimonio. "Hemos apostado por la idea de que el desarrollo podía venir de la cultura" explica el alcalde Orencio Andrés Huesa. "Por supuesto, en esta época, también hemos invertido en los servicios directos a la población, tales como –servicio social y médico, gestión de basuras, etc.– pero todo el mundo estaba consciente que si se valorizaban las "Grutas de Cristal", situadas en las cercanías del pueblo, podríamos disponer de una fuente de ingresos renovable e iniciar otros proyectos. Con algunos benévolos, acondicionamos dicho emplazamiento que, en la actualidad, atrae anualmente 40 000 turistas.

 

Parques Culturales. Era necesario retener a estos turistas y sobre todo revalorizar el pueblo a los ojos de sus habitantes "en función de una identidad contemporánea" afirma Mateo. "Aquí viven familias que han estado desgarradas durante mucho tiempo. La guerra civil, luego la dictadura dejaron heridas profundas en la gente. Nuestro pasado ha sido laminado, nuestros conocimientos técnicos echados al olvido por el franquismo... Había que dar vuelta la página, reconstruir una identidad positiva teniendo claro que la identidad no es un concepto fijo, petrificado, etnocéntrico, sino que ésta se alimenta en permanencia de la influencias exteriores. No hay que olvidar que el pueblo de Molinos siempre fue anticonformista: francmasón en el siglo XIX, espiritista a principios del siglo XX, anarquista en los años 30, nuestro pueblo tenía que ser pionero en materia de desarrollo local".
En 1986, por iniciativa de los ciudadanos, de la Municipalidad y del Instituto Aragonés de Arqueología, se fundó la institución que iba a dirigir la creación de un "Parque Cultural" en un intento de valorizar y presentar de manera integrada e interactiva el patrimonio del municipio. "La noción de patrimonio de ser entendida en un sentido muy amplio, precisa Mateo: el patrimonio físico, natural, cultural, material –las construcciones por ejemplo– son aspectos ligados al concepto de territorio. Pensamos que la ecuación territorio, patrimonio y población conduce al desarrollo".
Con el apoyo del Instituto Nacional de Empleo se creó una escuela-taller: en ésta y en el marco de su programa de ayuda al empleo, los jóvenes que se encuentran en el paro pueden seguir una formación durante 3 años (75% de prácticas y 25% de teoría) en carpintería, ebanistería o cantería. Esta escuela procedió a la restauración de varios inmuebles municipales. En los antiguos lavaderos se ha instalado en la actualidad un "Museo de Ecosistemas", que contiene vitrinas construidas por los artesanos locales, en las cuales se presentan los diferentes ecosistemas de la región así como los utensilios y productos vinculados a las actividades humanas de cada ámbito. Una sala del inmueble ha sido consagrada a la paleontología. En ella están expuestos los numerosos fósiles descubiertos en la zona con las explicaciones respectivas. En la casa municipal se ha instalado un museo consagrado al pintor-escultor Eleuterio Blasco Ferrer, amigo de Picasso. Dominando el valle y el pueblo se encuentra un jardín botánico que aún está siendo acondicionado. Los letreros situados en diversos lugares, permiten interpretar el paisaje e indican el punto de partida de diferentes itinerarios temáticos que forman una red que comunica con cada uno de los emplazamientos.
La experiencia de Molinos se ha coordinado con otras iniciativas de la zona de Maestrazgo: por ejemplo el "Parque Geológico" en torno al municipio de Aliaga. "Incluso la deforestación puede tener un potencial a explotar", observa Javier Blasco, geógrafo y agente de desarrollo. "La ausencia de vegetación permite observar fácilmente la historia geológica de una región. Ahora bien, ésta es excepcional al respecto. Científicos del mundo entero acuden a estudiar in situ la constitución del Sistema Ibérico."
Más lejos, en Galve, se ha acondicionado un "Parque Paleontológico": en él se ha creado un museo en donde se ha reconstituido a los dinosaurios en su tamaño real y en el que diferentes senderos conducen a los turistas a los lugares en donde se descubrieron las huellas de los antiguos saurios.
En el pueblo de Villarluengo se está creando el "Centro de Interpretación del Medio Ambiente". En Mirambel, localidad completamente restaurada, se encuentra el "Centro de Interpretación del Patrimonio Arquitectónico".

 

La margarita y la araña Estas inversiones públicas han generado una gran cantidad de pequeños proyectos privados: escuela de restauración de la madera, albergues, viviendas de turismo rural, puntos de alquiler de bicicletas, etc. "En conjunto, 80 proyectos cuyas inversiones varían entre 7 000 y 100 000 ECU, y que suman un total de 1 200 000 ECU", precisa Javier Díaz, coordinador LEADER. "Es enorme para una zona que sólo cuenta con 5 400 habitantes repartidos en 9 pueblos..."
Los estimulantes resultados obtenidos parecen confirmar que el grupo de acción local ha adherido a un modelo estratégico oportuno: "El fomento de los recursos de un país a través de la valorización del patrimonio, explica Javier Díaz, puede ser representar bajo la forma de una margarita: el pistilo de la flor es el individuo o el pueblo. A partir de este centro, se pueden dibujar, al igual que pétalos, los diferentes sectores temáticos que incitan al desarrollo de la zona afectada, aquí la geología, ahí la paleontología, allí la arqueología, la artesanía, etc. Estos pétalos son los proyectos o conjuntos de proyectos, en los que se implican los individuos y la población. Pero superpuesta se encuentra una red similar a la tela de una araña: ésta representa las interrelaciones que existen entre cada uno de los proyectos e individuos. Se puede llevar la metáfora aún más lejos: los turistas son como las moscas que quedan atrapados en la tela. La diferencia está en el hecho de que éstos son libres y de que en este caso se les ofrece miel".

 

Grupos de Acción del Patrimonio. Si, desde hace poco, el conjunto de los diferentes "Parques" o "Centros" ha sido reagrupado bajo la denominación "Parque Cultural de Maestrazgo", a fin de dar una imagen coherente a la zona, cada conjunto de proyectos y/o cada pueblo está animado por un "Grupo de Acción del Patrimonio". Estos grupos están constituidos por ciudadanos implicados, detentores de proyectos, por los responsables de las municipalidades y colectividades locales afectadas y por los interlocutores exteriores que proporcionan la asistencia técnica y la pericia necesarias para que el contenido de la acción tenga una metodología científica.
Así el Grupo de Acción del Patrimonio del pueblo de Mas de las Matas (1500 habitantes), es una cooperativa cultural denominada "Grupo de Estudios Masinos", que está respaldada por expertos y universitarios. Sus miembros, alrededor de 30, son todos eruditos aficionados provenientes de todos los medios, que han emprendido desde 1978 la reconstitución de los archivos locales diseminados a lo largo de los siglos o destruidos por completo en manos de los anarquistas durante la República española.
Esta tarea de reconstrucción de la memoria colectiva, que exige un trabajo de largo aliento, ya es en si misma un proyecto cultural interesante, pero sobre todo, ésta ha hecho posible recrear una dinámica social a tal punto que se ha podido parar el éxodo rural en la región de Mas de las Matas.
En este caso LEADER respalda la nueva localización del museo, miembro de la Red de Museos de Aragón en un inmueble histórico. El grupo publica una revista mensual de divulgación científica y sociocultural así como obras notables sobre la historia local. "Todos los habitantes no están convencidos de la utilidad de nuestra labor" reconoce Antonio Martín, director del museo y perfecto autodidacta.
"Sin embargo, un sondeo ha mostrado que un porcentaje mayoritario es favorable. Actualmente la gente está orgullosa de su pueblo y pienso que hemos contribuido a vencer la apatía".
Los pueblos de la zona LEADER comienzan a atraer a un cierto número de turistas, pero se trata, en realidad de una clientela especializada –estudiantes, investigadores, universitarios, artistas, ecologistas, etc.– que conocen los proyectos o que son atraídos por el sistema de boca en boca ya que la promoción de un turismo en todas las direcciones no constituye una prioridad para el grupo de acción local. "No estamos por una política de 'turismo a cualquier precio': aspiramos a una clientela curiosa, ávida de exploración" insiste Mateo Andrés. "La dimensión turística de los proyectos es importante pero la valorización de nuestro patrimonio esta destinada antes que nada a la población local. Lo que buscamos es la cultura-sujeto y no la cultura-objeto, puesto que para nosotros el patrimonio es un instrumento para el fomento de los recursos del país, pero también y sobre todo una herramienta de democracia participativa, de identidad colectiva, de ampliación del campo de consciencia".

LEADER Maestrazgo-Teruel

Superficie de la región: 1 020 km2
Población: 5 481 habitantes
Financiación LEADER: 11 193 000 ECU
UE: 2 550 000 ECU
Publico: 4 402 000 ECU
Privado: 4 241 000 ECU

Centro para el Desarrollo del Maestrazgo-Teruel

Plaza Mayor 1,
E-44556 Molinos (Teruel)
Tél: +34 78 84 94 31 - Fax: +34 78 84 93 03

fuente: LEADER Magazine nr.8 - Inverno, 1994


European Flag

Comisión
europea

Dirección general
de Agricultura